1 de diciembre de 2018 00:00

Crear platillos deliciosos es posible gracias al chocolate

vExisten varios aderezos y licores que complementan la propuesta gastronómica  en torno al  cacao

Existen varios aderezos y licores que complementan la propuesta gastronómica en torno al cacao. Foto: Vicente Costales / EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 2
Redacción Tendencias
(I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Las salsas elaboradas a base de cacao natural y con una consistencia cremosa son ideales para enriquecer el sabor, aroma y presentación de varias recetas gastronómicas cotidianas.

En países como Francia, Alemania y Suiza, grandes consumidores de chocolate natural, este producto y sus derivados resaltan en los platillos gourmet preferidos por propios y extranjeros.

En Ecuador, el lomo y diferentes carnes en salsa de chocolate y vino tinto, las vinagretas para ensaladas y las salsas de chocolate natural al estilo BBQ son algunas opciones para los comensales.

Gabriela Polanco
, chef repostera y pastelera, señala que el chocolate negro es un alimento que debe utilizarse en varias preparaciones para conocer el potencial gastronómico que posee.

Polanco quiere eliminar la creencia de que el chocolate natural es solo para postres. Dice que este producto y sus derivados crean contrastes dulces y salados en el paladar en platillos por fuera de la repostería. Advierte que hay que conocerlo antes de utilizarlo, ya que solo marida con ciertos ingredientes.

Por ejemplo, no combina bien con el pescado debido a que este tiene fuerte sabor, y el propósito es resaltar el ingrediente principal del platillo y no opacarlo.

Los licores son otra opción para degustar el sabor del chocolate. Estos se generan a partir de la fermentación, tostado y refinado de las semillas de cacao, obteniendo así un líquido de contextura cremosa o fluida, depende de la preparación que se realice.

Idaly Farfán es creadora de una marca de la chocolatería homónima. Pablo Farfán, su hermano, cuenta que hace aproximadamente cuatro años surgió la idea de crear un licor de chocolate natural para consumo propio.

Este licor de chocolate lleva 12 grados de alcohol y se denomina Siuss porque, según Pablo, es un nombre que encierra delicadeza y sutileza, características del chocolate natural fino de aroma. Está elaborado con chocolate 100% puro de origen esmeraldeño. Farfán comenta que primero procesan la pasta de cacao, la mezclan con un ron de cinco años, leche deslactosada y entre 8 a 10% de azúcar.

Farfán garantiza a sus clientes que, este licor de chocolate dura 6 meses al ambiente y un año en refrigeración. En caso de que se empaste por no consumirlo, hay que batirlo o mecerlo y estará listo para beber.

Como en el caso de Farfán, la preparación de varios licores de chocolate en Ecuador se realiza de modo artesanal. Para ello, se cocinan a fuego lento los ingredientes, se deja enfriar, se controla temperaturas y se mezcla con mucho cuidado para que el chocolate no se corte ni haya grumos. Finalmente, se envasan y reposan durante 24 horas con el fin de concentrar su sabor.

El licor de chocolate cremoso es ideal para las cenas de Navidad y Año Nuevo. Además, marida con pan, bizcochos, galletas y otros bocaditos de dulce o de sal, según el gusto del comensal.

El consumo moderado de un licor de chocolate puede resultar beneficioso para la salud, ya que contiene las vitaminas y propiedades del cacao puro, como calcio, fósforo, hierro, antioxidantes y, además, otorga sensación de bienestar.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (6)
No (0)