Niña sospechosa de padecer hepatitis aguda falleció …
Incendio en Guayaquil deja viviendas afectadas y un herido
Inmobiliar aún gestiona venta del avión presidencial Legacy
Nuevo mando Militar y Policial fue posesionado
Líder de secta sexual en España aparece muerto en su celda
Responsabilidad en la pandemia debe ser individual y…
33 testigos participarán en apelación de hábeas corp…
Si viaja en avión por Europa, no olvide la mascarilla

La vacunación

Como ha sido característica de este Gobierno en varios aspectos, la vacunación de los ecuatorianos ha sido improvisada, sesgada, atrasada y lenta, sin una planificación científica y estratégicamente bien concebida y técnicamente realizada. En efecto, empezaron muy tarde las gestiones con las diversas farmacéuticas productoras de las vacunas, las han aplicado con una lentitud desesperante utilizándolas primero para inmunizar a los parientes y amigos del régimen.

Desde que se inició la vacunación hasta la presente fecha, en números redondos se ha administrado la primera dosis alrededor de 400 000 personas y la segunda a 200 000 ; por consiguiente al actual ritmo de inmunización, en los 30 días que faltan para el 24 de mayo no se cumplirá el ofrecimiento de vacunar a 2 millones de ciudadanos de las fases 0 y 1.

El Ecuador, para alcanzar la inmunidad comunitaria o de rebaño, necesita vacunar del 70 al 85 por ciento de la población, es decir a unos 12 a 14 millones de habitantes con 24 a 28 millones de dosis. Considero que el nuevo gobierno a partir del 24 de mayo, tendrá que dedicarse como primera prioridad a terminar la inmunización de los que faltan de las fases 0 y 1 e inmediatamente y con la mayor celeridad del resto de ciudadanos durante los siguientes tres meses. Solamente así, evitaremos el deceso de más ecuatorianos y podremos por fin iniciar la reactivación de la economía nacional.