Panda gigante da a luz a dos crías en zoológico de Tokio
Turista arriesga su vida al posar con un caimán en p…
Jurado electoral de Perú rechaza primeras impugnacio…
India suma 30 millones de contagios, preocupada por …
Hallan cientos de tumbas en otro internado para niño…
EL COMERCIO te explica el protocolo para casos de co…
Cazadores se convierten en guardaparques
Dinased investiga el asesinato de una adolescente de…

El trámite judicial en contra del concejal Antonio Ricaurte continúa

El concejal Ricaurte señaló que no se acercará a Carla Cevallos. Foto: Vicente Costales/El Comercio

El concejal Ricaurte señaló que no se acercará a Carla Cevallos. Foto: Vicente Costales/El Comercio

El concejal Ricaurte señaló que no se acercará a Carla Cevallos. Foto: Vicente Costales/El Comercio

Hoy, 3 de septiembre, la concejala Carla Cevallos, de SUMA, acudió al reconocimiento de firmas al Juzgado de Contravenciones. Esto como parte del proceso del juicio 17151201500764, que sigue en contra de Antonio Ricaurte, de Vive.

En la denuncia, que presentó el martes (1 de septiembre), pide que se sancione como contravención de cuarta clase a su colega. Esto por la difusión de un video en el que él dice que ella lo acosó y lo sedujo.

Según el art. 396 del Código Orgánico Integral Penal, la sanción es para quien por cualquier medio, profiera expresiones en descrédito o deshonra en contra de otra.

También solicitó que se aplique el art. 558, literales 1, 2 y 3, que habla sobre medidas de protección. Incluye prohición al procesado de concurrir a determinados lugares, de acercarse a la víctima, testigos y a determinadas personas, en cualquier lugar donde se encuentren. Y realizar actos de persecución o de intimidación a la víctima o a su familia por sí mismo o a través de terceros.

Mauricio Bustamante, secretario del Concejo Metropolitano, indicó que no se han hecho adecuaciones ni se ha pensado en separar a los ediles en la sala de sesiones. Esto porque aún no tienen una notificación u orden judicial; si llegara las acatarían pues son de cumplimiento obligatorio.