¿Cuál es la importancia de la vía Calacalí?
Momentos de tensión se vivieron en los exteriores de…
Unes y Pachakutik arremetieron contra ministros por …
Locales comerciales del Puente del Guambra afectados…
Gobierno no acoge reducción de 40 centavos a combustibles
Aceite popular será hasta un 20% más económico
Reemplazo de alimentos y yapa ofrecen mercados de Gu…
¿Qué hacer si se atrasa con el pago de un crédito po…

En Quito, compradores refieren que el precio del aceite se duplicó

El precio del aceite seguirá aumentando, aseguran comerciantes. Foto: Orlando Silva / EL COMERCIO

Desde hace 6 años, Carlos Beltrán y su esposa Gladys Carrera realizan sus compras en el Mercado Central, en el centro de Quito. Después del recorrido que hicieron este martes 17 de mayo de 2022, en sus manos llevaban las fundas con los productos que adquirieron: verduras, carne, cebollas, papas, etc.  

Beltrán cuenta que recorren algunos lugares del mercado para buscar los mejores precios y productos. Antes tenían ‘caseras’ de confianza, pero ahora con el aumento de los valores de los productos ven otras alternativas en puestos diferentes.

Su esposa Gladys comenta que cada vez los alimentos están más caros y es difícil hacer las compras en algunas ocasiones. Ambos han notado que uno de los productos que ha incrementado el precio es el aceite. En los últimos meses el valor ha subido con frecuencia.

“Hoy en día es difícil poder comprar un aceite que antes costaba USD 1,50 y ahora está alrededor de los USD 3 o más”, asegura Beltrán.  

En un recorrido realizado por este Diario se constó el malestar de comerciantes y compradores en el Mercado Central sobre el precio del aceite. Con preocupación, los vendedores cuentan que los distribuidores les han mencionado que la cifra seguirá aumentando.

Variación en el precio y ganancias   

Patricia Gordón, presidenta del Mercado Central, dice que para los comerciantes es preocupante el precio del aceite. La caneca, que hace un mes compraba en USD 39, en la primera quincena de mayo subió a USD 54. En su negocio de comida usa ese producto para preparar los platos

Gordón menciona “que a veces llegan comentarios que el incremento se debe a un aumento del precio de la palma y otros dicen que es la guerra en Ucrania”. 

Aunque existe el aumento de precio del ingrediente, la comerciante asegura que no ha incrementado todavía el valor de sus platos para ajustarse a las necesidades de los usuarios. Sin embargo, se le dificulta mantener lo que pide por sus productos. En su caso, ha preferido cobrar por recipientes que antes los entregaba gratis.

“Hemos incrementado el precio en el producto para llevar- Antes no cobraba tarrinas, ahora cobro 0,25 centavos que es un margen muy pequeño para tratar de sacar ganancia. Si antes ganábamos 0,10 centavos, ahora solo ganamos 0,02 centavos”, señala Gordón. 

Daniela Zapata, que visita cada 15 días el mercado para hacer las compras de su casa, dijo que ahora utiliza menos aceite en sus comidas. Ella dice que ha identificado que, desde hace cuatro meses, los precios han ido subiendo y cada vez se dificulta más llevar alimentos a su casa.

Al igual que otros usuarios, la mujer ha decidido cambiar a marcas más económicas y comprar aceites más pequeños. Dice que así logra que su presupuesto le alcance en lo que paga por sus compras.  

En uno de los locales ubicados a la entrada de este centro de abastos trabaja Marcela Morales. La vendedora señala que el precio del aceite se ha incrementado en casi USD 1,20. La comerciante dice que, aunque el costo se ha elevado, mantiene los precios porque cuenta con el producto de un lote anterior.  No obstante, sabe que cuando se termine ese stock deberá comprar el ingrediente más caro, pues le comentaron que en la próxima entrega el aceite girasol subirá de USD 4,20 a USD 6. 

Morales coincide en que el incremento del precio del aceite ha sido paulatino desde hace cuatro meses. Cuenta que su proveedor, que va cada ocho días, le dijo que el producto que le llegaba en USD 2,80 subirá a USD 3,60.  

“A los clientes se les indicaba los precios. Cuando piden el aceite de USD 1 -que era de funda-, se les cuenta que ahora cuesta alrededor de USD 1,50. Las personas me comentan que prefieren freír cosas específicas como pollo, carne o pescado, nada más”, cuenta la comerciante.  

A pocos metros del Mercado Central, en una de las bodegas trabaja desde hace 7 años Jenny Amaya. Comenta que hace cuatro o cinco meses el precio del aceite se ha ido al alza. Dice que antes, en una caja, la ganancia era de USD 4 y ahora es de USD 2. 

“Aquí las personas buscan el precio más barato. Si uno sube mucho se van y buscan donde se tenga más stock y esté a mejor precio hasta que se terminen esos productos. Hace algunos meses yo vendía un aceite de 900 mililitros a USD 1,25 y ahora está a USD 2,70″.

Amaya asegura que ahora solo maneja una marca de aceite en su bodega. Hace algunos meses la caja de ese producto estaba alrededor de los USD 13, ahora subió a USD 28. También le informaron que en la tercera semana de mayo volvería a incrementar el precio.