9 de abril de 2021 00:00

El Estado no proveyó de pruebas para detectar covid-19 a miembros de JRV

A las 17:00 se cerraron las Juntas Receptoras del Voto (JRV). Los miembros de cada mesa empezaron a contabilizar los votos. Foto: Vicente Costales / EL COMERCIO

A las 17:00 se cerraron las Juntas Receptoras del Voto (JRV), le pasado 7 de febrero del 2021. Los miembros de cada mesa empezaron a contabilizar los votos. Foto: Archivo / EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 10
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Roger Velez

El pedido de que se apliquen pruebas rápidas para prevenir contagios del covid-19 a los 277 263 miembros de las juntas receptoras del voto (JRV) no se concretó.

“No hemos recibido respuestas del Ministerio de Salud”, dijo este jueves, 8 de abril del 2021, la presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE), Diana Atamaint, un día después de la salida del quinto titular de esa cartera.

Así, las medidas de bioseguridad (que consisten en la entrega de un kit de mascarillas, alcohol en gel y un visor), serán las mismas que se tuvo en la primera vuelta. Para muchos, las fuertes multas juegan un factor decisivo para cumplir con esta tarea.

Para este proceso, según el CNE, se capacitó al 96,05% de los miembros de las JRV. El 63,49% lo hizo mediante la plataforma web del organismo y el 32,56% en la modalidad presencial.

Para el balotaje, el organismo reforzó la capacitación de su personal, entre coordinadores de mesa, operadores y digitadores, con lo que busca reducir las inconsistencias.

Testimonios

‘La capacitación vía Internet no me funcionó’
Cinthya Correa Luna
Secretaria de junta


“Tengo 23 años. Estudio administración en la Universidad Nacional de Loja. A través del e-mail me enteré que fui designada secretaria para la junta receptora del voto en el cantón Quilanga.

Para la capacitación, en el momento que me notificaron me enviaron un ‘link’, ingresé dos veces y no se guardaban las preguntas.

Después hubo un comunicado de que habría capacitaciones en cada cantón y nos dijeron que la capacitación virtual no iba a ser válida, porque los códigos en el certificado estaban dañados. Entonces, me tocó acudir de manera presencial al colegio de Quilanga. Esto fue una semana antes de las elecciones del 7 de febrero. Ese día, la mesa se instaló media hora tarde porque una vocal no llegó con puntualidad.

En el momento del escrutinio eran demasiadas papeletas; algunas ocasiones nos tocó repetir dos veces el conteo, ya que nos habíamos confundido.

Para la segunda vuelta, ya tengo claro cómo va a ser el conteo, pero nos habían enviado otro correo notificándonos y allí ­también un ‘link’ que debemos capacitarnos nuevamente, con un cuestionario ­para evaluarnos.
Hay algunos vacíos que nos quedan. No estaba muy claro cómo se iba a llevar a cabo el conteo del voto nulo y del voto en blanco, en el proceso anterior, ni qué se debe hacer".


‘Hubo omisiones que provocaron inconsistencias’
Christian Cayo
Coordinador en Pichincha

“El 96,7% de los 47 117 miembros de las juntas se capacitó para la primera vuelta en Pichincha. El problema fue que muchos omitieron ciertos pasos en la plataforma para obtener su certificado y no ser sancionados, mas no lo hicieron para adquirir el conocimiento.

Las inconsistencias, tanto de firmas como numéricas, se dieron en los 414 recintos en los 8 cantones de la provincia y en las 6 731 juntas receptoras del voto. Fue una cantidad elevada. Para la dignidad de Presidente hubo 621 inconsistencias. En total, son 6 744 actas que se procesan en esta provincia.
Para el balotaje, 3 500 personas han ingresado en la plataforma web para la capacitación, desde que se habilitó el 30 de marzo pasado; la afluencia a la modalidad presencial es bastante reducida.

En esta ocasión, los coordinadores de mesa harán una verificación de los datos, verán que las firmas estén acorde a la cantidad de electores para no tener esta cantidad de inconsistencias. Habrá un coordinador de mesa para cada cuatro juntas.

Esperamos que el escrutinio sea bastante más ágil esta vez. A las 19:00, esperamos tener escrutado todo en esta provincia. Luego, las actas van a ser procesadas en los centros de digitalización y nos llegarán hasta el centro de procesamiento. Las medidas de bioseguridad se mantienen”.


​‘Las multas nos obligan a ir a las mesas’
David Gutiérrez
Presidente de junta

“Tengo 24 años de edad y estudio Derecho. Estoy en el recinto electoral más grande de Cuenca, que es la Universidad Politécnica Salesiana, con cerca de
2 000 empadronados.

Me enteré que había sido designado presidente de una junta al consultar mi lugar de votación en un ‘link’ del CNE, después me llegaron cuatro o cinco notificaciones al correo y también me llamaron por teléfono. Me capacité virtualmente. Por el tema de la pandemia es muy complicado estar en la capacitación presencial.

Creemos que en la segunda vuelta será más fácil el escrutinio; acá en Cuenca fue muy complicado en la primera vuelta, ya que nos tocó contabilizar cinco papeletas: presidente, asambleístas provinciales, nacionales, parlamentarios andinos y la consulta popular por el agua. Contar todo eso se nos hizo muy tedioso, sobre todo en el tema de la consulta, ya que eran cinco preguntas. Eso nos tomó cerca de seis horas el 7 de febrero.

No hemos recibido nada de incentivos. En realidad, nos toca ir más por obligación que por nada. Por no pagar las multas, dada la crisis que vive el país, estamos obligados a ir a la mesa, aunque hay mucha gente que, sin embargo, no ha asistido por el tema de la pandemia y demás. Aunque es algo utópico, yo hubiese optado para estas elecciones que el voto
sea facultativo”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (9)