7 de octubre del 2018 11:33

Gobierno evalúa buscar otro predio para la Refinería de Manabí

Las instalaciones de la refineria del Pacifico, en el sector El Aromo, en Manta, registran actividad operativa y administrativa pese a que la obra esta paralizada por falta de recursos. Foto:  Bolivar Velasco / EL COMERCIO

Terreno de la refineria de Manabì, en el sector El Aromo, en Manta. Foto: Bolivar Velasco / EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 15
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Patricia González (I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El Gobierno Nacional evalúa buscar un nuevo terreno para la Refinería de Manabí, en caso de no llegar a un acuerdo con la estatal Petróleos de Venezuela (Pdvsa), socio internacional del proyecto.

La petrolera venezolana planteó dos notificaciones de arbitraje en contra del Estado ecuatoriano, por sus operaciones en el campo Sacha y en la Refinería de Manabí.  Las medidas fueron presentadas el 15 de mayo pasado, fundamentadas en el Tratado Bilateral de Inversiones (TBI) suscrito entre Venezuela y Ecuador.

Pdvsa es propietaria actualmente del 15% de las acciones de la empresa mixta constituida con Petroecuador, inicialmente tenía una participación del 49%.​

“Ese proyecto es una prioridad. Ahora que tenemos posibles inversionistas aparece esta diferencia. Si se mantiene, sencillamente el terreno quedaría ahí con la empresa mixta y buscaríamos otro, siempre buscando la mejor alternativa”, confirmó a El Comercio el ministro de Comercio Exterior e Industrias, Pablo Campana.

Sobre un posible nuevo predio, aclaró que el Ministerio de Hidrocarburos y Petroecuador son las entidades que deben decidir sobre la parte técnica de la Refinería.

Adelantó que al momento hay 20 inversionistas interesados en el proyecto, entre consorcios, empresas y fondos de inversión.

Entre ellos están la Corporación Nacional de Petróleo de China (CNPC), cuatro firmas estatales de India, cuatro empresas surcoreanas, Adnoc de los Emiratos Árabes Unidos, ENI de Italia y Baker Hughes de Estados Unidos.

El titular de la Cartera de Comercio Exterior e Industrias recordó que los inversionistas buscan seguridad jurídica, por lo que el predio donde se desarrolle el proyecto no puede tener ningún conflicto legal.

“Hay apetito por invertir, pero tenemos dos barreras que superar. La primera es el tema con Pdvsa y la segunda es que para una inversión tan grande nos van a exigir TBI. Esto está en mano de Cancillería, entiendo que están trabajando con algunos países”, subrayó el ministro Campana.

El funcionario explicó que las obras complementarias de midstream (transporte del crudo) deberán ser construidas por los inversionistas.

Hasta ahora se han invertido en la Refinería de Manabí alrededor de USD 1 500 millones, de los cuales 200 millones corresponden a Pdvsa y el resto a Petroecuador.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (6)
No (223)