Ucrania y Rusia más lejos que nunca, pese a las nego…
Negociación para TLC entre Ecuador y México se prolonga
Bus interprovincial y un tráiler se vuelcan en vía A…
El encuentro con el tiempo y la tradición familiar e…
La Ruta a Pasa encierra naturaleza, trekking y el as…
Defendiendo la maglia
El comercio decae por la alta inseguridad en Esmeraldas
Destitución de Llori enfrenta otra traba y oposición…

Quemar carros, la forma de operar de los sicarios en Manta

En los primeros 22 días de este año tres hombres han sido asesinados en Manta. Foto: Tomada de El Diario

La Policía Nacional cree que incendiar los vehículos luego de un atentado criminal es una modalidad que los delincuentes vieron en las series colombianas sobre la mafia, y la están usando en Manta, provincia de Manabí

“Parece que detrás de cada hecho delictivo existe una organización criminal internacional, pero en realidad es delincuencia común”, expresó el coronel Luis Banda Padilla, jefe de la Policía de Manta. 

En los primeros 22 días de este año tres hombres han sido asesinados en la ciudad y sus sicarios han actuado bajo la misma modalidad: usar vehículos para escapar y luego abandonarlos en zonas despobladas tras prenderles fuego

Las víctimas fueron Kevin Pin Moreira, Jorge Osorio y una tercera persona que aún permanece en la morgue sin ser identificada. 

“Con la incineración de los carros, los sicarios intentan eliminar toda clase de evidencias que permitan esclarecer un hecho violento. Con el fuego desaparecen las huellas, prendas, rastros de sangre, sudor y cabellos”, explicó Banda. 

El oficial dijo que los delincuentes han adoptado esta forma de operar por las películas de narcotráfico, donde se ve que explotan o incineran los vehículos luego de un hecho delictivo. 

“Incluso hasta en los canales nacionales se ven este tipo de actos, y los delincuentes ven aquello como un ejemplo y luego se capacitan para hacer lo mismo de forma empírica”, agregó el coronel. 

La primera vez que en Manta quemaron un carro luego de un crimen fue en 2016, cuando mataron a María Farfán. 

En 2019 acribillaron a dos adultos y un niño en la parroquia Leonidas Proaño de Montecristi; los asesinos también quemaron el carro que usaron en el delito. 

Bajo este mismo modus operandi, el 17 de noviembre de 2021 fue secuestrada Michelle Macías, hija de Adolfo Macías, conocido como alias “Fito”. Luego de ser raptada, sus captores abandonaron el carro y lo incineraron en la vía Manta-Santa Marianita. 

Un mes después intentaron asesinar a una pareja de esposos que tenía 24 horas de haber contraído matrimonio. Los atacantes también quemaron el carro en la vía a San Mateo. La pareja sobrevivió porque viajaba en un auto blindado y las balas rebotaron. 

De acuerdo con las investigaciones que impulsa la Fiscalía de Manta, muchos de los vehículos quemados son robados, clonados o alquilados. 

El año pasado incineraron cerca de diez carros tras ser usados en crímenes, mientras que en este 2022 van dos.