Dennis Rodríguez

¿Qué hace el Parlamento Andino (PA)?

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 185
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 3
Contento 6

En principio, la pregunta puede ser inverosímil. Porque un organismo, que dispone de un presupuesto anual, debiera tener una misión específica, que exhiba resultados tangibles y que estos tengan una incidencia real en la vida de una sociedad. En este caso, en la Comunidad Andina de Naciones, que engloba a Bolivia, Colombia, Ecuador y Perú. Como sí sucede, por ejemplo, en Europa con el Europarlamento.

No obstante, la interrogante se ha vuelto a plantear en estos días. Particularmente, en Ecuador, a raíz de la controversia que se ha creado alrededor de la elección del nuevo Rector de la Universidad Andina Simón Bolívar. Un lector de este Diario también la reformuló en una carta a la Dirección.

Una consulta así sobre el órgano con sede en Bogotá puede generar una infinidad de respuestas, muchas contrapuestas.
Pero no es la primera vez que se lanza al aire una interrogante sobre un Legislativo que no legisla y que ha definido siete atribuciones, ninguna de ellas vinculante. En realidad, ya se lo hizo, de forma más rotunda, en un nivel político y diplomático más elevado, en septiembre del 2013.

En ese entonces, altas autoridades del Gobierno colombiano dieron respuestas quizá terminantes. La canciller María Ángela Holguín afirmó: “Así como estamos trasladando unos temas de la Comunidad Andina al foro de Unasur, como educación, salud, drogas (...) ese es otro de los temas: si va a haber un parlamento a nivel de Unasur, no hay necesidad de este otro parlamento (Andino)”. El presidente Juan Manuel Santos, según lo reseñó ese año el diario bogotano El Espectador, fue más categórico. “Consideramos que ese parlamento ya no tenía razón de seguir existiendo. Era muy costoso (...)”.  Posteriormente, Holguín y Santos suavizaron sus posturas.

Para tener una idea: solo el Ejecutivo de Colombia asignaba al PA 35 000 millones de pesos anuales (USD 17,5 millones, al cambio en el 2013).

Sin duda, el PA algo hace. Casi 28 meses después del anuncio de su posible cierre, se mantiene. Aunque quizá la pregunta correcta en este caso sea: ¿Para qué sirve?