Marcelo Ortiz

Voces alternativas se silencian

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 8
Triste 7
Indiferente 9
Sorprendido 2
Contento 0
19 de julio de 2014 00:00

Este julio comenzó de luto cuando el diario Hoy dejó de imprimirse cotidianamente aunque mantiene su versión digital.

Quienes escribieron, por décadas o pocos años, ya no tienen ese espacio, y los lectores de excepción ávidos de abrir sus páginas, tanto de noticias, algunas ocultas por necesidades de silencio desde el poder, como de análisis necesario para comprender, quedamos sin ese sustento intelectual. Somos minoría, y a la base popular, ninguna falta le produce, más aún cuando la voz presidencial ha difundido que la prensa libre no debe leerse por ser corrupta e innecesaria.Los dos periódicos libres y de mayor circulación nacional: EL COMERCIO y El Universo, van a tener dos vacíos de opinión por la separación de León Roldós Aguilera (temporal) y Manuel Chiriboga Vega, en su orden.

Ellos no se retiran por el ambiente asfixiante que dan las leyes y entidades reguladoras de la comunicación, sino porque la ciencia no ha podido prevenir, controlar y curar enfermedades o tumores cancerígenos. Afirma Roldós que por 30 años ha emitido opiniones en columnas libres, pero que “una hipertrofia congénita del septúm en el corazón, unido a otros factores de la edad, me ha agudizado un problema cardíaco y circulatorio, generando un episodio que pudo ser fatal en mayo… la falta de oxigenación y sus secuelas abren la posibilidad de muerte súbita”, y cual optimista de la vida, tituló su artículo “En días, regresaré”.
Chiriboga, titula “Despedida” y la razón: “fase terminal en grado IV de cáncer al colon con metástasis… ya no hay medicinas disponibles para mí. La última experiencia fue traumática, desarrollé una reacción alérgica a la quimioterapia, oxiliplatino que me produjo un colapso respiratorio… bordeé por primera vez la muerte y me recuperé gracias a Solca”.

Los dos con su palabra escrita apuntalaron la democracia, desde sus especialidades, y coadyuvaron a mantener el pensamiento crítico, pero al ritmo que avanza el poder absoluto presidencial, irá reduciéndose el espacio de la prensa escrita libre y de la TV, así como en estaciones de radio independientes. De esos ámbitos han salido ya muchos periodistas; y va a reducirse más, cuando tomen plena vigencia, el Código Integral Penal y el Código Monetario y Financiero. Las aureolas que recibirá nuestro pueblo serán las enmiendas constitucionales, especialmente aquella de la reelección presidencial indefinida. Este es el escenario político que no abre ningún sendero para referéndum o consultas populares.
A pesar de la gigante desventaja que hay entre el pensamiento gubernamental -en cadenas oficiales, y sobre todo del Presidente, se dio la pérdida del 23 de febrero. Esto demuestra, que en el seno del pueblo, donde están las nuevas generaciones, hay avidez democrática contraria al poder absoluto. Por eso, la necesidad de las columnas de opinión de la prensa libre en todas sus expresiones y en la Internet.