Sebastián Hurtado

Costo de oportunidad

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
4 de December de 2012 00:01

Hace poco un empresario colombiano me decía que ve con buenos ojos la reciente reelección del presidente Chávez en Venezuela y una eventual reelección del presidente Correa en Ecuador, pues ofrecen a Colombia mayores oportunidades de negocio.

Considera que la continuidad de los regímenes socialistas de Ecuador y Venezuela liquida cualquier posibilidad de que estos países puedan entrar a disputar a Colombia su liderazgo regional en la atracción de Inversión Extranjera Directa (IED). Al mismo tiempo, otorga a los empresarios colombianos una ventaja frente sus pares ecuatorianos y venezolanos, a la hora de aprovechar las oportunidades que ofrece la política de apertura a la inversión y al comercio internacional emprendida por Colombia en los últimos años.

Difícil argumentar lo contrario. Las cifras oficiales muestran que Colombia es el tercer país sudamericano que mayor volumen de IED ha recibido durante los últimos cinco años, tan sólo por detrás de Brasil y Chile. En el periodo 2007-2011 -último para el que hay cifras completas- la IED en Colombia sumó casi 47 mil millones de dólares, mientras que en similar periodo la IED en Ecuador y Venezuela apenas alcanzó 2.2 y 6.7 mil millones respectivamente. Algunos podrían pensar que se debe a que la economía colombiana es más grande que las otras dos, pero al contrastar estas cifras en relación al PIB de cada país, encontramos que la IED que recibe Colombia es entre tres y cinco veces superior a la que reciben Ecuador y Venezuela en proporción al tamaño de sus economías. Todo apunta a que en 2012 Colombia alcanzará un nuevo récord en IED. Cifras provisionales indican que en los nueve primeros meses del año la IED sumó 12.79 mil millones de dólares, con un incremento de 15,8 por ciento con respecto a igual periodo del 2011, que totalizó 11.05 mil millones. Es importante señalar que más del 80% de esa cifra corresponde a IED de largo plazo y no a simples inversiones especulativas de corto plazo. Mientras tanto, Ecuador y Venezuela se encaminan a cerrar el año 2012 con niveles de IED que no distan de lo que tradicionalmente han alcanzado.

Por otro lado, gracias a su TLC, desde este año el 99 por ciento de la oferta exportable colombiana puede ingresar al territorio norteamericano sin aranceles, lo que tiene el potencial de convertir a ese país en una plataforma exportadora regional hacia Estados Unidos. Y si bien esto plantea una oportunidad para empresarios ecuatorianos y venezolanos que busquen producir y exportar desde ese país, sin duda son los empresarios locales quienes arrancarán con ventaja frente a sus pares extranjeros.

Las oportunidades de inversión y de negocio que se pierden, o son cedidas a terceros países, probablemente representan el mayor “costo de oportunidad” derivado del “Socialismo del Siglo XXI” en Ecuador y Venezuela.