El Camarote, del arquitecto ecuatoriano Sebastián Calero, es una crítica a la construcción en masa. Con ese proyecto se adjudicó una mención de honor en el Young Architects in Latin America (Yala), evento colateral de la edición 16 de la Bienal de Arquitectura de Venecia.