14 de septiembre de 2018 16:11

Francia deja muy herida a España en su semifinal de Copa Davis

El español Roberto Bautista Agut conversa con su entrenador Sergi Bruguera (der.) durante el partido ante el francés Lucas Pouille, el segundo partido de la semifinal de la Copa Davis de tenis que disputan en Villeneuve-d'Ascq, cerca de Lille, Francia, el

El español Roberto Bautista Agut conversa con su entrenador Sergi Bruguera (der.) durante el partido ante el francés Lucas Pouille, el segundo partido de la semifinal de la Copa Davis de tenis que disputan en Villeneuve-d'Ascq, cerca de Lille, Francia, el 14 de septiembre del 2018. EFE

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia AFP

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Francia dejó en una situación crítica a España en las semifinales de la Copa Davis al adelantarse por 2-0, este viernes 14 de septiembre de 2018 en Lille, tras los dos primeros individuales, aprovechando la ausencia de la estrella de su rival, ‘Rafa’ Nadal, declarado baja por lesión el pasado fin de semana.

Fue el mismo resultado que el que se cosechó en la otra semifinal, donde Croacia también se puso 2-0 ante Estados Unidos en Zadar.

Pablo Carreño (21º del mundo) y Roberto Bautista (26º) tenían la difícil tarea de hacer olvidar al número 1 mundial, pero saldaron con derrotas sus partidos contra los locales Benoît Paire (54º) en tres sets con parcialesm de 7-5, 6-1 6-0 y Lucas Pouille (19º) en cinco sets con parciales de 3-6, 7-6 (7/5), 6-4, 2-6 y 6-4.

Para terminar de complicar la misión para los españoles, Carreño se resintió de su lesión de aductor en la pierna izquierda, que le había hecho abandonar recientemente en la segunda ronda del US Open. Se perfila como baja para el resto del fin de semana.

“La verdad es que no se nos podía haber dado peor. Se ha resentido además Pablo de la lesión. Rober, jugando un excelente partido, también ha tenido momentos puntuales que podían haber caído de nuestro lado”, declaró el capitán español, Sergi Bruguera.

El sábado, en el choque de dobles, Feliciano López y Marcel Granollers serán teóricamente los encargados de mantener con vida a España en un duelo ante la dupla local formada por Julien Benneteau y Nicolas Mahut.

A Francia le basta únicamente con un punto en los tres partidos restantes para alcanzar su segunda final consecutiva en la Davis, después de la ganada en 2017 ante Bélgica (3-2) , precisamente en Lille.

Recaída de Carreño Busta

El inicio del desastre español de este viernes lo marcó Pablo Carreño, que no jugaba desde su abandono a finales de agosto en la segunda ronda del US Open, actúa como número 1 del equipo español en esta semifinal, una responsabilidad que adquirió tras la baja por una lesión de rodilla de Nadal.

En el inicio del tercer set pidió atención médica y fue vendado en su muslo izquierdo.

Carreño tuvo opciones en el primer set, donde dejó escapar tres bolas para llevarse la manga, antes de venirse abajo: entre el final del primer set y el término del partido, Paire encadenó un parcial de 16-1 en juegos ganados, con siete roturas de servicio de ocho, que fueron letales para el español.

Paire, que debutaba a sus 29 años en un partido de Copa Davis, se emocionó escuchando el himno de La Marsellesa, antes de su gran victoria.

Emoción en cinco sets

Después de ese rápido partido, que duró poco menos de dos horas, los aficionados pudieron disfrutar de uno muy diferente, de cinco sets y tres horas y 40 minutos de duración.

Bautista batalló, luchó, peleó cada bola y nunca se rindió, pero terminó derrotado con parciales de 3-6, 7-6 (7/5), 6-4, 2-6 y 6-4 ante Pouille, un ‘Top 20’ de la ATP (19º).

Fue un encuentro de alternativas, donde al primer set ganado por el español siguieron dos sets para el francés.

Bautista forzó un quinto set en el que la tensión se percibía en el ambiente en el estadio Pierre Mauroy, en una guerra de nervios en la que ninguna fallaba con su servicio, hasta que el español lo hizo en el peor momento, en el noveno juego, y permitió a Pouille sacar para ganar.

El español levantó dos bolas de partido, pero a la tercera sucumbió.

“Esto me llega al corazón. Pouille y Paire fueron a buscar la victoria en su interior. Estos partidos son muy mentales”, estimó el capitán francés, Yannick Noah.

Con 2-0 abajo, España se acordaba todavía más del gran ausente, ‘Rafa’ Nadal. Una pancarta resumía a la perfección el sentir de los aficionados: “Que te mejores, Rafa. Cuídate mucho”.

En la otra semifinal, Croacia, con Marin Čilić y Borna Coric como líderes, consiguió adelantarse 2-0 a Estados Unidos en Zadar.

Francia recibiría a Croacia en la final si ambos ganan sus respectivas semifinales.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)