Quito y la Sierra registrarán días con fuerte sol
Colombia analiza posibles contactos de español con v…
Desfile por el Bicentenario se suspendió en Quito
Migrante ecuatoriano resulta herido en choque de cam…
El euro sube al máximo desde abril por declaración d…
Boric y activistas proaborto en Colombia, entre 100 …
El emperador Naruhito de Japón recibe a Biden durant…
El 40% de casos de hipertensión no controlada deriva…

Ligas barriales aplican nuevas reglas para reactivarse en Quito

Un partido en la liga barrial La Tola en el 2020. Foto: Archivo / EL COMERCIO


En el Distrito Metropolitano de Quito existen 308 ligas deportivas barriales y parroquiales. De ellas, 140 pertenecen a la Federación de Ligas, en las que participan 387 772 deportistas, según el registro actualizado hasta el 3 de abril de 2022.  

Los torneos que tenían programados se suspendieron desde el 12 de marzo de 2020 por la emergencia sanitaria del covid-19, pero se retomaron parcialmente el 3 de septiembre del año pasado con planes piloto.

En ese entonces se solicitó terminar algunos campeonatos que se cancelaron a raíz de la pandemia, cuando en el país se registraba una reducción de los casos de covid-19. El 95% de las ligas lograron culminar sus torneos hasta el 31 de diciembre. 

Seis meses después, en marzo pasado las ligas barriales retomaron sus actividades paulatinamente, pero con nuevas reglas. Las disposiciones se aplican en la inauguración de seis organizaciones deportivas de este tipo cada fin de semana en el sur, centro y norte de la capital. 

Jacinto Arévalo, presidente de las Ligas Deportivas Barriales de Quito, asegura que la organización deportiva hizo un desembolso de alrededor de USD 20 000. Ese rubro se repartió para adquirir kits de bioseguridad que fueron entregados a 115 ligas en una primera parte, también canecas de alcohol y jabón líquido con dos dispensadores. Adicionalmente, señala que dieron dos termómetros para tomar la temperatura.

Los dirigentes quieren evitar contagios. Por ello existe una disposición desde la Presidencia y Directorio de la Federación de Ligas Barriales para que, en el caso de que el Gobierno decida que ya no es obligatorio el uso de la mascarilla en espacios abiertos, las ligas barriales sigan solicitando los tapabocas al público en sus estadios hasta el 31 de diciembre.  

Participantes deben contar con carné de vacunación

Los jugadores que requieran integrar alguna liga barrial deberán presentar el carné de vacunación con sus dosis completas. La Federación de Ligas cuenta con un sistema donde los se verifica que los futbolistas barriales estén registrados con su certificado de vacuna en el Ministerio de Salud. 

En el tema de aforos, Arévalo señaló que se mantendrá el aforo reducido, a pesar de la disposición del COE Nacional de eliminar las restricciones. Las ligas barriales consideran importante contar con poca presencia de las personas en los estadios para cuidar la salud de los deportistas y sus familias. 

Aunque no es generalizado, algunas ligas barriales piden el carné de vacunación a los hinchas para el ingreso a los estadios. De igual manera el uso de mascarillas en el graderío es obligatorio para todas las personas que asistan a los eventos deportivos. 

Salomón Borja, presidente de la Liga Barrial Los Libertadores manifestó que en su estadio todavía no se ha dado el aforo al 100%, para evitar las aglomeraciones de jugadores e hinchas. En ese sector, el uso de mascarillas y alcohol gel es obligatorio para todas las personas. 

Inauguración con madrinas, pero sin desfiles

Antes, las inauguraciones deportivas se realizaban con un desfile al que acudían todos los miembros de los equipos, junto a sus dirigentes y madrina. Con la nueva normalidad, el número de asistentes se reduce a cuatro personas por cada club.

Luego, los equipos se dirigen a un lugar específico de la cancha sin desfilar, cantan el Himno Nacional y el presidente de la liga da la bienvenida. El evento es corto y finaliza con la salida de los representantes, dice Marco Gallo, presidente de la Liga Barrial San José de Monjas, a la cual acudieron 37 personas. 

En la Liga Barrial Atucucho su presidenta, Zoila Valencia, cuenta que la inauguración fue solamente con dos deportistas, el presidente y la madrina, ubicados en un sector de la cancha con el distanciamiento de cada club. 

Hasta la primera semana de abril más del 75% de las ligas barriales se han reactivado. Sin embargo, ahora no se dividirán en varias etapas los torneos y solo habrá un campeonato que durará todo el año. De esta forma, todas deberán terminar sus torneos el 31 de diciembre y ese día se conocerá quiénes serán los equipos que participarán en la Copa Campeón de Campeones del siguiente año. 

Esta es una imagen que no se verá en este 2022. Con la nueva normalidad, el número de asistentes se reduce a cuatro personas por cada club. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Digitalización de las ligas barriales 

En el torneo Campeón de Campeones de micro, indoor y futsal iniciaron con un nuevo sistema a través de una empresa privada que ayuda con el registro, vocalías, goles, marcadores, tabla de posiciones y mejor jugador de cada partido.  

A futuro se espera que ya no sea necesaria la presencia de los jugadores en la Federación para hacer el registro, sino tratar de estar a la par de la tecnología para beneficiar a los deportistas. También se buscan convenios con instituciones financieras para que los pagos se realicen de manera más rápida y segura, sin necesidad de ir a cancelar en la federación.  

Pérdidas que deja la pandemia en el fútbol barrial

El dirigente Arévalo cuenta que algunos de los presidentes de los clubes fallecieron en medio de la pandemia, y eran ellos quienes mantenían a los equipos. Entre el 15% y 20% de los equipos se eliminaron, es decir, ya no regresaron a las canchas, y alrededor de 5 ligas viven una situación similar a la de los clubes. 

En el Distrito Metropolitano de Quito se estima una pérdida de USD 10 millones no solo en ligas, sino también en microempresarios, como vendedores en bares, establecimientos que vendían indumentaria deportiva, entre otros.  

La Federación hará una evaluación de cuántas ligas no van a participar, por falta de recursos. Se estima que hay unas 400 federadas que no asistirán hasta que puedan reactivarse.