2 de agosto de 2018 00:00

Mujer de 30 años se sometió al primer trasplante bipulmonar en Ecuador

La cirugía tomó alrededor de 12 horas y contó con la participación de 25 médicos. Foto: Cortesía: Hospital Carlos Andrade Marín (IESS)

La cirugía tomó alrededor de 12 horas y contó con la participación de 25 médicos. Foto: Cortesía: Hospital Carlos Andrade Marín (IESS)

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 42
Redacción Sociedad

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Las tareas cotidianas, como peinarse o vestirse, fatigaban a Ana (nombre protegido), de 30 años. Por cuatro años dependió de una máquina de oxígeno las 24 horas, pero luego de su trasplante bipulmonar, el equipo quedará en el pasado.

La joven es la primera paciente en recibir un trasplante de dos pulmones en el país.

Ella y su esposo Pablo comenzaron en el 2014 a batallar con la enfermedad pulmonar.

Lo recuerda el hombre de 32 años, mientras espera en el pasillo de ingreso a la sala aislada de Hospitalización Cardiotorácica del Hospital Carlos Andrade Marín (HCAM), del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS).

En el HCAM se realizó el primer trasplante bipulmonar


En este espacio, Ana se recupera tras la cirugía que le practicaron a mediados de julio del 2018.

La operación duró 12 horas y participaron más de 50 personas entre médicos, enfermeras, anestesiólogos, etc.

Pablo recuerda que todo empezó con la artritis, una enfermedad que afecta a las articulaciones de los huesos. La medicina que tomaba la joven para enfrentar este mal deterioró sus pulmones.

Parte del equipo médico del Hospital Andrade Marín que intervino en la cirugía. Foto: Cortesía: Hospital Carlos Andrade Marín

Parte del equipo médico del Hospital Andrade Marín que intervino en la cirugía. Foto: Cortesía: Hospital Carlos Andrade Marín

El cansancio constante -dice- fue uno de los síntomas. Pensaron que se trataba de falta de actividad o que la vida sedentaria le pasaba factura.

Pero las complicaciones empezaron con sangrado nasal y la falta de aire. Se sumaron la tos y, poco a poco, las dificultades para respirar.

La pareja acudió al médico para tener un diagnóstico certero sobre su estado de salud.

Tras días y noches de incertidumbre y angustia, Ana fue al Hospital Andrade Marín, en donde recibía atención. Ahí le recomendaron un trasplante por el deterioro crónico de sus pulmones. Tuvo una afección intersticial secundaria por bronquiolitis constrictiva.

Ana pasó en la lista de espera durante dos años y se convirtió en la primera persona en beneficiarse del Programa de Trasplante Pulmonar emprendido por esa casa de salud.

El HCAM comenzó hace cuatro años con los procesos de acreditación para emprender el programa de trasplante pulmonar, el único en el país, según Miguel Moreira, director médico técnico. En Latinoamérica es el sexto país es realizar esta intervención.

Luego de conseguir la acreditación -que se obtiene al cumplir parámetros tanto en talento humano como equipamiento y condiciones de infraestructura- el proceso más complicado fue el de encontrar un donante.

Darío Guamán, cirujano líder del programa y parte de los 25 médicos que participaron en la cirugía, explicó que de cada 100 donantes de pulmón se pueden obtener 50 candidatos. Pero solo 20 o menos pueden llegar a ser válidos.

Los órganos para Ana se consiguieron en cinco meses y son compatibles en tamaño, sangre y tejidos.

La madrugada del 14 de julio, la emoción y los nervios inundaron a Pablo. Su vida, la de su esposa y la de su hijo de 15 años, iban a cambiar con la cirugía.

Luego de 24 horas, Ana ya podía respirar con sus nuevos pulmones. Según Guamán, la paciente no presentó complicaciones y ahora realiza rehabilitación. En unos pocos días recibirá el alta.

La joven podrá llevar una vida normal pero con cuidados específicos. La paciente tendrá que cuidar su dieta y evitar infecciones. También necesitará usar mascarilla en sitios de alta aglomeración de personas y evitar el contacto con animales, plantas y tierra, señaló el galeno Moreira.

Pablo está al tanto y adecuó la habitación para recibir a Ana. Limpió el polvo y dio una capa de pintura especial para evitar olores fuertes.

Hasta que regrese su esposa, acude cada día al Hospital y pasa la noche con Ana.

“Mi hijo, mi esposa y yo estamos felices. Contamos los días para que ella vuelva ca casa”.

El Hospital cuenta con cuatro programas de trasplantes: renal, hepático, córnea y ahora el pulmonar. En el 2017, esa casa de salud hizo 99 trasplantes.

Con este nuevo programa se espera atender a todos los pacientes con enfermedades pulmonares crónicas.

Dentro de las proyecciones del HCAM se espera que a inicios del 2019 se puedan acreditar trasplantes de médula ósea y de corazón.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (32)
No (1)