Salud espera vacunar contra el covid-19 a dos millon…
Sectores sociales inician protestas con cierre de ví…
El exsecretario de Estado de EE.UU. Colin Powell fal…
Bus interprovincial cae al abismo y causa la muerte …
La CAF desnuda cuatro problemas del IESS que afectar…
Villavicencio y Comisión de Garantías Constitucional…
La contención del covid-19 en barrios de Guayaquil s…
Daniela Valarezo: ‘En 19 meses vamos a ordenar…

El exasambleísta Mendoza confirma que entregó grabaciones a Fiscalía

El 5 de junio, Daniel Mendoza fue procesado por corrupción durante una audiencia en la Corte Nacional. Foto: Archivo / EL COMERCIO

El 5 de junio, Daniel Mendoza fue procesado por corrupción durante una audiencia en la Corte Nacional. Foto: Archivo / EL COMERCIO

El 5 de junio, Daniel Mendoza fue procesado por corrupción durante una audiencia en la Corte Nacional. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Los archivos denominados La Verdad y Llamada, que son parte de las investigaciones por el caso Hospital de Pedernales, fueron subidas a Internet por el hermano del exasambleísta Daniel Mendoza. Así lo reconoció el exlegislador, quien dijo que las grabaciones originales reposan en la Fiscalía.

En la ampliación de su versión, Mendoza admitió que pidió a su familiar que los audios sean subidos a una plataforma virtual llamada Mega.
Ahí se escuchan una aparente conversación entre él y el exasambleísta Eliseo Azuero, quien está prófugo.

Estos archivos ya constan en la investigación y fueron encontrados por agentes de Policía quienes hicieron un peritaje para identificar a los interlocutores con técnicas de comparación de voces.

Según Mendoza, él grabó una conversación que mantuvo con Azuero en donde se habla de una presunta relación de este último con el exdirector del Servicio de Contratación de Obras, René Tamayo, y con el subdirector de esa entidad Jorge Jalil.

En los audios que están transcritos en el expediente, ambos legisladores también hablan de presuntos repartos al interior del Legislativo.

Sobre este punto, Mendoza aclaró el martes que él se comprometió a efectivizar el cobro de dos cheques. Cada uno era de USD 40 000. Dijo que era para entregar a Azuero. La Fiscalía indaga si ese dinero debía ser usado para la construcción del Hospital.

Mendoza dijo que pidió a su padre que entregue a la Fiscalía la grabadora y la información de un celular. Más tarde se filtró la información y se dijo que había un supuesto reparto de hospitales.

Suplementos digitales