El molnupiravir, el antiviral contra la covid, se ve…
Mujer condenada por homicidio al supuestamente abor…
Estudiante plasmó su lucha contra el cáncer en un cuento
Lima tiene 10 millones de habitantes, la mayoría mujeres
Dos sentenciados en el caso Odebrecht han muerto con…
Diferencias sobre el Plan Anual de Contratación 2022…
Ecuador adopta el entintado de billetes ante robos
Estos son los cantones con semáforo epidemiológico r…

Yihadistas toman como rehenes a cientos de civiles en Nigeria

Imagen referencial. Más de 36 000 personas murieron desde 2009 en la violencia en Nigeria y más de dos millones siguen desplazadas. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Imagen referencial. Más de 36 000 personas murieron desde 2009 en la violencia en Nigeria y más de dos millones siguen desplazadas. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Imagen referencial. En diez años, la insurrección yihadista y su represión en el noreste de Nigeria. Foto: Captura

Presuntos combatientes del Estado Islámico en África Occidental (ISWAP) invadieron una ciudad del noreste de Nigeria, tomando como rehenes a cientos de civiles, informaron el miércoles 19 de agosto del 2020 fuentes locales y de seguridad.

“’Terroristas’ del ISWAP tomaron el control de Kukawa en la región del lago Chad el miércoles e hicieron rehenes a cientos de civiles”, explicó Babakura Kolo, jefe de una milicia civil.

Los habitantes de Kukawa acababan de regresar a sus hogares tras haber permanecido durante dos años en una campo de desplazados, debido a la violencia que asola la región del lago Chad y en especial el estado de Borno, en el noreste de Nigeria.

Entre ellos, un jefe local que logró escapar relató que habían regresado a principios de agosto con la esperanza de poder al fin cultivar sus tierras, “pero acabaron de inmediato en manos de los insurgentes”.

“No sabemos que van a hacer con ellos, pero esperemos que no les hagan daño”, confesó este líder comunitario, que prefiere conservar el anonimato.

Una fuente de seguridad confirmó el ataque e indicó que aviones de combate fueron desplegados desde Maiduguri, la capital de Borno, para “ocuparse de la situación”.

Kukawa se encuentra cerca de la gran ciudad de Baga, en la periferia del lago Chad, una zona controlada por el grupo ISWAP, que se separó de los yihadistas de Boko Haram en 2016.

Afiliado al grupo Estado Islámico (EI) , ISWAP perpetra numerosos ataques principalmente contra el ejército nigeriano, y mató a cientos, incluso miles, de soldados.

Igualmente controla ciudades de tamaño medio y pueblos. Miles de civiles viven bajo su control.

Más de 36 000 personas murieron desde 2009 en la violencia en Nigeria y más de dos millones siguen desplazadas.

La ONU declaró la semana pasada que 10,6 millones de personas, de un total de 13 millones, dependen de la ayuda humanitaria para sobrevivir en los tres estados de Nigeria más afectados por el conflicto yihadista (Borno, Yobe, Adamawa) .

Suplementos digitales