Militares están más presentes en 23 urbes de la Cost…
El Imbabura inspiró a dos ambientalistas a cuidarlo
Subsidio al Trole y Ecovía se mantendrá pese al alza
César Córdova, exsecretario del Cpccs, fue designado…
Del otro lado del parabrisas sienten crisis y exclusión
Mujer fue sentenciada a 7 años de prisión por estafa…
Maduro retó a los presidentes de Uruguay y Paraguay …
Conaie pide diálogo con Lasso el 1 de octubre y amen…

Duque retira el polémico proyecto de reforma tributaria que originó protestas

En las principales ciudades de Colombia se realizaron masivas concentraciones y marchas este 1 de mayo del 2021 para exigir al presidente colombiano, Iván Duque, que retire el proyecto de reforma fiscal. Las protestas que ocurren desde hace tres días ocur

En las principales ciudades de Colombia se realizaron masivas concentraciones y marchas este 1 de mayo del 2021 para exigir al presidente colombiano, Iván Duque, que retire el proyecto de reforma fiscal. Las protestas que ocurren desde hace tres días ocur

En las principales ciudades de Colombia se realizaron masivas concentraciones y marchas este 1 de mayo del 2021 para exigir al presidente colombiano, Iván Duque, que retire el proyecto de reforma fiscal. Las protestas que ocurren desde hace tres días ocurren justo cuando el país enfrenta el tercer pico de la pandemia por covid19. Foto: EFE

El presidente colombiano, Iván Duque, anunció este domingo el retiro del proyecto de reforma tributaria presentado al Congreso el pasado 15 de abril, que detonó las protestas sociales y desórdenes de los últimos cuatro días en el país.

“La solicito al Congreso de la República el retiro del proyecto radicado por el Ministerio de Hacienda y tramitar de manera urgente un nuevo proyecto fruto de los consensos y así evitar la incertidumbre financiera”, dijo Duque en una declaración en la Casa de Nariño, sede del Gobierno.

El impopular proyecto de reforma tributaria prendió la mecha de la protesta social en Colombia en plena pandemia de covid-19 y plantea la más dura prueba al Gobierno del presidente Iván Duque.

En los últimos años los colombianos expresaron su rechazo a las sucesivas reformas fiscales de los distintos Gobiernos, pero esta vez la indignación ha superado cualquier expectativa y desde hace cuatro días se expresa mediante protestas que en muchos casos han terminado en brotes de violencia con por lo menos cuatro muertos y otros tantos casos objeto de investigación.

El Gobierno aseguraba que la reforma era necesaria para mejorar las finanzas públicas y de esta forma mantener la economía con grado de inversión y para financiar los programas de asistencia social, cuya demanda ha crecido por la pandemia.

En su pulso con sindicatos y con la sociedad en general, el Gobierno, que ya venía con una baja aprobación popular y sin mayorías en el Congreso, se ha quedado aún más solo y hasta el expresidente Álvaro Uribe, mentor de Duque y líder del partido de Gobierno, el Centro Democrático, cuestiona a diario el proyecto enviado el 15 de abril al Congreso.

Pese a que no lo dicen abiertamente, el desgaste que arrastra Duque cuando se aproxima al tercero de sus cuatro años de Gobierno, sumado a la crisis de orden público en que desembocaron las protestas contra la reforma fiscal, es una preocupación entre los barones de la derecha por el impacto negativo que las políticas del Gobierno seguramente tendrán en las elecciones legislativas y presidenciales de 2022.

Tampoco los empresarios han cerrado filas en torno al Gobierno esta vez y, aunque reconocen la necesidad de hacer una reforma fiscal, no están de acuerdo con su contenido porque acaba penalizando con más impuestos a los mismos de siempre.

Entre los pocos que han respaldado la reforma está un grupo de 50 reconocidos economistas que en una carta afirmaron “que la propuesta del Gobierno busca proteger a los más vulnerables, recuperar la economía y asegurar la sostenibilidad fiscal”.

Suplementos digitales