Informe acusa a Bolsonaro de agravar la pandemia por…
Trump anuncia lanzamiento de su propia empresa mediá…
Municipio de Quito realiza un censo a vendedores no …
Arrestos en frontera de EE.UU. supera los 1, 7 millo…
Perros que rescatarían de la lava volcánica no aparecen
Combos de colada morada se preparan en el Albergue S…
Juez pide a Interpol que emita difusión roja contra …
Superintendencia exige a Banco Pichincha contratar a…

Ataque del Estado Islámico en cárcel en Afganistán dejó al menos 20 muertos

El Estado Islámico reivindicó el ataque contra una cárcel en Afganistán que dejó al menos 20 fallecidos, entre ellos varios civiles. Foto: AFP.

El Estado Islámico reivindicó el ataque contra una cárcel en Afganistán que dejó al menos 20 fallecidos, entre ellos varios civiles. Foto: AFP.

El Estado Islámico reivindicó el ataque contra una cárcel en Afganistán que dejó al menos 20 fallecidos, entre ellos varios civiles. Foto: AFP.

Por lo menos 20 personas, entre ellos civiles y detenidos, murieron en un ataque aún en curso de una prisión del este de Afganistán por parte del grupo yihadista Estado Islámico (EI), anunciaron este lunes  3 de agosto del 2020 las autoridades locales.

Hombres armados lanzaron el domingo por la noche un asalto de envergadura contra una cárcel de Jalalabad, donde se encuentran detenidos muchos talibanes y miembros del EI, en las horas finales de una tregua de tres días globalmente respetada entre talibanes y fuerzas afganas por la gran fiesta musulmana de Aid.

Un tiroteo con las fuerzas de seguridad dejó 20 muertos, según Zaher Adel, portavoz del hospital provincial. Un portavoz del gobernador de la provincia informó por su parte de 21 muertos.

En un comunicado publicado el domingo por la noche por su agencia de propaganda Amaq, el EI reivindicó el ataque. Los yihadistas de este grupo no formaban parte de la tregua.

Los combates entre las fuerzas armadas y los hombres armados del EI continuaban el lunes por la mañana.

Muchos vehículos blindados y miembros de las fuerzas de seguridad se encontraban desplegados en la zona.

“Los agresores siguen en el interior y el exterior de la cárcel”, explicó Attaullah Khogyani, portavoz de las autoridades provinciales de Nangarhar, cuya capital es Jalalabad.

Unos 700 prisioneros que habían logrado escaparse en el momento del ataque fueron recapturados, dijo. El establecimiento penitenciario tenía al domingo más de 1 700 detenidos, en su mayoría combatientes talibanes y del EI, informó una fuente de seguridad.

Suplementos digitales