21 de mayo de 2019 21:52

Migrantes demandan a empresa por maltrato en traslado tras detención en Estados Unidos

Imagen referencial. Cuatro mujeres denunciaron que una empresa encargada de trasladarlas a una prisión las encadenó durante horas. Foto: Pixabay.

Imagen referencial. Cuatro mujeres denunciaron que una empresa encargada de trasladarlas a una prisión las encadenó durante horas. Foto: Pixabay.

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia EFE

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Cuatro inmigrantes indocumentadas en EE.UU. interpusieron este martes 21 de mayo del 2019 una demanda contra una empresa contratista de las autoridades migratorias por las condiciones a las que aseguran fueron sometidas en un traslado durante su detención.

Según la demanda, las inmigrantes detenidas fueron encadenadas de pies y manos y obligadas a viajar durante un día entero en una camioneta sin ventanas y con temperaturas sofocantes.

La querella va dirigida contra G4S Secure Solutions, filial en EE.UU. de la multinacional británica de seguridad G4S y empresa contratista del Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE, en inglés) de Estados Unidos.

La demanda alega que la empresa contratista fue la encargada en julio de 2017 de trasladar a las mujeres entre los centros de detención del Condado Oeste en Richmond y Mesa Verde en Bakersfield, ambos en California, y que les causó un sufrimiento "extremo".

El recorrido por tierra entre estos dos centros de detención suele ser de unas cinco horas, pero G4S empleó cerca de 24.

Las demandantes, Floricel Liborio Ramos, de 39 años, María del Jesús Medina Ramirez (66), María Valdovinos Diaz (46) y Yolanda Vallejo (44), son mexicanas y formaban parte de un grupo de nueve mujeres.

La Unión Estadounidense de Libertades Civiles (ACLU, en inglés), que representa a las demandantes junto a la firma de abogados Goodwin Procter LLP, aseguró en un comunicado que las mujeres estuvieron enjauladas en la parte trasera de la camioneta sin acceso a agua o a ir al baño.

También que las temperaturas extremas causaron que "algunas se desmayaran y vomitaran".

"Estábamos golpeando las paredes (de la camioneta) pero no podían escucharnos, o simplemente no escucharon", dijo en el comunicado Floricel Liborio Ramos, una de los demandantes.

"Pensé que iba a tomar mi último aliento en la parte trasera de esa camioneta", agregó Liborio Ramos, una madre de tres hijos que fue detenida por no cumplir con una orden de deportación tras vivir durante 20 años en Estados Unidos.

Vasudha Talla, abogada de la ACLU en el norte de California, dijo que "una vez más, queda claro que el ICE no puede cumplir su compromiso básico de tratar con humanidad a las personas".

"Sabemos que G4S ha recibido trato por su trato a los detenidos en otros países. El ICE debió haberlo sabido al contratarlos", añadió Talla.

La demanda también detalla que a una de las detenidas también se le privó de su medicamento para la diabetes durante el traslado y que a otra que sufría asma le quitaron el inhalador.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)