27 de junio de 2020 00:00

Los hoteles de las playas de Ecuador son revisados para la reapertura

Los técnicos del Municipio y del Ministerio de Turismo inspeccionaron el hotel Makana. Foto: Cortesía Dirección de Turismo de Atacames

Los técnicos del Municipio y del Ministerio de Turismo inspeccionaron el hotel Makana. Foto: Cortesía Dirección de Turismo de Atacames

valore
Descrición
Indignado 64
Triste 1
Indiferente 1
Sorprendido 1
Contento 1
Marcel Bonilla
Redactor (I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

En Atacames 20 hoteles fueron los primeros en pasar la inspección para atender a turistas, tras haber implementado los protocolos de bioseguridad. El anuncio sobre la reapertura de las playas del país en julio encaja con el trabajo que se realiza, a través de la Cámara de Turismo, para pedir la autorización al Comité de Operaciones de Emergencia (COE) cantonal y luego al nacional.

La inspección empezó hace 10 días y es coordinada entre la Dirección de Turismo del Municipio y el Ministerio de Turismo, que han hecho la difusión virtual del protocolo de bioseguridad a más de 100 hoteleros y operadoras turísticas.

Para que los hoteles sean autorizados, los propietarios deben tener sus protocolos oficiales listos y la certificación que se les otorgará.

En las cafeterías, restaurantes y hoteles se implementan señalética, tinas de desinfección, termómetros para medir la temperatura, un registro de ingreso, se aprovisionan de mascarillas, gel, alcohol y un sistema de ozonización.

El presidente de la Cámara de Turismo de Atacames, Eddy Gómez, explica que el proceso de inspección se hace cuando los hoteleros ya tienen aprobados los protocolos.

La implementación de estas medidas cuesta entre 1 000 y USD 1 500, pero no todos los dueños de los 400 hoteles de Atacames tienen el dinero, debido a los casi 120 días de paralización por el covid-19.

Según el Gobierno, el sector turístico ha perdido USD 580 millones entre marzo y abril.

Sara Moyano comenta que dejó de recibir USD 40 000 en casi 120 días en sus dos negocios; el hotel La Barca y la Hostería Cayapas. Diana Guzmán, propietaria del Hotel Green 9,en Same-Casa Blanca, asegura que perdió USD 50 000 y solo espera que se reactive el sector, pero cree que no será fácil.

De acuerdo con las proyecciones de la Cámara de Turismo, hasta diciembre de este año solo un 60% (240 de 400 hoteles) podría reabrir.

Los demás no lo harían porque no tienen capital para reanudar las actividades y ven un panorama que no garantiza una pronta reactivación, dicen los dirigentes de la Cámara.

Los empresarios turísticos de este cantón de Esmeraldas están a la expectativa de la aplicación del proyecto de las cámaras del ECU-911, para monitorear las aglomeraciones.

El ECU-911 usará las alarmas del Sistema de Alerta Temprana, que funciona en el perfil costanero, como parte del proyecto de prevención de terremotos y tsunamis.

Según las autoridades de este sistema en Esmeraldas, en 30 días se realizará la prueba, después de Quito.

La provincia cuenta con 37 puntos o cámaras en las playas de Las Peñas, Atacames, Súa, Same, Tonsupa, Muisne y Mompiche. A través de los altoparlantes se emitirán mensajes preventivos y de alerta, si se rompen las normas de distanciamiento social.

El jefe del ECU-911 en Esmeraldas, Álex Estupiñán, precisa que la información registrada tiene un carácter anónimo y confidencial, es decir, se respetará la privacidad de los ciudadanos por cuanto la herramienta no permite guardar datos personales.

En Manabí se tiene previsto que el lunes se realice una reu­nión del COE provincial para tratar el tema. Portoviejo hará un informe sobre cómo se ha comportado el covid-19 en Crucita y tomará una decisión. El COE de Manta aún no se reúne, pero el tema ya quedó en agenda para que los concejales lo debatan el lunes.

Según la Asociación de Turismo de Manabí, la apertura ayudaría a reactivar el turismo en la provincia, que ha dejado de recibir USD 3 000 000, desde que se inició la pandemia.

General Villamil, en Guayas, y los balnearios de la provincia de Santa Elena tienen alta expectativa tras el anuncio. Los tres municipios de la península están a la espera de información oficial. En Salinas buscan ser “un destino bioseguro”.

No olvide

El cantón Atacames se encuentra en semáforo amarillo, por lo que hay flexibilidad para la movilización interprovincial.

El toque de queda comienza a las 21:00 y termina a las 05:00. Pueden circular buses urbanos, intercantonales y taxis.

El transporte interprovincial aún no está habilitado, porque el cantón vecino, Esmeraldas, aún continúa en semáforo rojo.

Los restaurantes y negocios de Atacames solo pueden operar con 30% de su aforo (en amarillo), para atender a los clientes.

No se deben utilizar las piscinas de ningún hotel hasta que cuenten con el sello de autorización y cumplan las normas sanitarias.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (9)
No (86)