11 de September de 2009 00:00

La fluidez del tránsito disminuyó

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Quito

Desde ayer, los funcionarios públicos y los niños y jóvenes de más de 1 200 centros educativos de Quito continuaron sus actividades en los horarios habituales. 

Pese a que los colegios y escuelas ingresan entre las 07:00 y 08:00 de la mañana,  ayer el tránsito vehicular registró complicaciones a partir de las 09:00.  A esa hora se registraron filas  de vehículos en las avenidas Napo, Carlos María de la Torre, en el sur, así como en El Trébol, en el centro.

Sin embargo, desde las 07:00 el tránsito en estos lugares fue más fluido. Para Julia Domínguez, quien ayer se trasladó desde Conocoto hacia El Trébol en 20 minutos, no se registraron mayores problemas en la autopista General  Rumiñahui. La mujer aguardaba por un bus que la llevara hasta el sector de Miraflores, en el norte.

En tres de las ocho paradas repartidas en el redondel el movimiento de colegiales, universitarios y oficinistas fue intenso. Pero Gloria Yépez afirmó que a diferencia de otros años, ahora existe más orden y menos congestión.

A las 07:45, el movimiento de estudiantes también fue mayor en la salida del colegio Montúfar, en la avenida Napo. En ese lugar, cinco policías controlaban el tránsito. Paúl Salazar, al volante de un Chevrolet negro, paró frente al semáforo ubicado en el lugar y aseguró que el tránsito a esa hora era fluido. “Me demoré solo 27 minutos desde Quitumbe hasta este lugar, parece que llegaré pronto a mi trabajo”. 

Pero la fluidez que se registró en este lugar contrastó con lo que sucedía en la calle Montúfar, en el Centro. A las 08:15, la fila de autos iba desde la calle Flores hasta el sector del Banco Central. Los vehículos circularon a menos de 20 kilómetros por hora.

Según la Dirección Nacional de Tránsito, el operativo para controlar el tránsito en los primeros días de clases se extenderá una semana más. Asimismo, un estudio realizado por el Municipio y la Policía determinó que el tránsito no colapsó como en el inicio de clases de otros años.

Pero para el experto en vialidad Richard Hidalgo, la congestión vehicular que generalmente se reporta en esta época esta vez se trasladó al día jueves, cuando las personas que se movilizan en la ciudad retomaron sus horarios habituales. “Es una medida adecuada, pero que no soluciona los problemas de tránsito de la urbe”.

Los operativos

Hasta la mañana del miércoles, el tránsito vehicular fue fluido en las principales calles y avenidas de la capital. Esa fue la conclusión de la Policía y el Municipio, luego de un sobrevuelo por la ciudad. 

Como parte del operativo para evitar congestión vehicular se habilitaron cuatro contraflujos vehiculares. En los túneles, la avenida 5 de Junio, túnel Guayasamín, calle Venezuela. 

La Policía recomienda a los conductores que utilicen vías alternas para evitar trancones en los alrededores de las instituciones educativas. Una de las rutas a las que se puede acceder es el Corredor Periférico Oriental.

382 policías trabajarán en los operativos de control y en el apoyo logístico para la ejecución de los contraflujos vehiculares y en los alrededores de las unidades educativas. Trabajarán con 161 vehículos, 224 motocicletas, dos grúas.

El miércoles en  El Trébol circularon 5 200 vehículos cada hora, según la Policía.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)