20 de julio de 2018 00:00

Capacitación y simulacros ante  incendios forestales 

Bomberos de Ibarra capacitaron a los militares en el combate del fuego forestal. Foto: Cortesía Bomberos de Ibarra

Bomberos de Ibarra capacitaron a los militares en el combate del fuego forestal. Foto: Cortesía Bomberos de Ibarra

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Redacciones Sierra Norte, Centro y Austro (I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Capacitación a los bomberos, estudiantes, empresarios, militares y habitantes de comunidades son el eje de los planes de contingencia y prevención ante los incendios forestales para esta época de verano.

El trabajo se ejecuta en Carchi, Imbabura, Pichincha, Tungurahua, Chimborazo, Loja, Azuay, Cañar y Morona Santiago. Cinco provincias fueron las más afectadas el año pasado por la destrucción de los bosques.

En Loja, la Secretaría de Gestión de Riesgos emprenderá la próxima semana campañas en las juntas parroquiales de Vilcabamba, Malacatos y Quinara, las más vulnerables. Loja es la segunda provincia con la mayor cantidad de vegetación destruida por el fuego.

Las entidades públicas de Azuay, Cañar y Morona Santiago participarán en la campaña Ecuador sin Fuego. Este proyecto será presentado el próximo miércoles en Cuenca por las autoridades de la zonal 6 del Ministerio de Ambiente.

En la capital azuaya, el Cuerpo de Bomberos puso en vigencia su propio plan de prevención a inicios de julio. Empezaron con capacitaciones y talleres y dotación de equipos menores a los líderes de las comunidades más vulnerables de Molleturo y Chaucha.

El año anterior, esta entidad atendió 201 emergencias, de las cuales el 70% ocurrió en estas dos parroquias ubicadas en la zona de amortiguamiento del Parque Nacional Cajas.

En Píllaro (Tungurahua) los bomberos trabajan en simulacros con los estudiantes. Foto: Fabián Maisanche/ EL COMERCIO

En Píllaro (Tungurahua) los bomberos trabajan en simulacros con los estudiantes. Foto: Fabián Maisanche/ EL COMERCIO

Para Patricio Lucero, jefe del Cuerpo de Bomberos, los talleres de concienciación ciudadana son básicos porque el 95% de estos incendios es provocado. “Inician con la quema de los restos de los cultivos y de pequeños bosques para extender la frontera agrícola y se les salen de control”.

Para este año, esta entidad está preparada con 416 bomberos y voluntarios. También con más de 70 vehículos (tanqueros, ambulancias y motos) y un helicóptero para -mediante los sobrevuelos- identificar la quema en los lugares de difícil acceso.

En Imbabura, los 160 bomberos de Ibarra participaron en un curso de reentrenamiento de combate de quemas forestales, dijo Fabián López, comandante de esta institución.

La actualización de conocimientos giró en torno a la atención prehospitalaria, incendios forestales, normas para búsqueda y rescate, comando de incidentes, entre otros.

En esta tarea también incluyó a 96 militares, que integran la Unidad de Intervención Rápida, de la Cuarta División de Ejército Amazonas. López indicó que los militares, junto a los policías municipales, son sus aliados cuando las llamas superan la capacidad de respuesta de los bomberos.

En Otavalo, esta semana se inició la campaña ‘No inicies lo que no puedes detener’. Según Carlos López, jefe del Cuerpo de Bomberos, la iniciativa busca la colaboración ciudadana para evitar los incendios y denunciar a los responsables.

Los bomberos de Cotacachi dictaron a inicios de este mes el Primer Curso Internacional de Combate Forestal. Participaron 56 bomberos de 10 provincias y estuvo dirigida por Rubén Hernández, del Departamento de Incendios Forestales de California (EE.UU.), y Cristian Pompey, presidente de la Hermandad de Bomberos de Argentina.

La capacitación, talleres y conferencias son las estrategias de los cuerpos de bomberos de Tungurahua y Chimborazo para evitar los incendios.

Más de 70 000 personas entre estudiantes de unidades educativas, universidades, barrios, empresas y organizaciones recibieron charlas.

En Tungurahua, los bomberos de Ambato, Píllaro y Patate, cantones donde más incendios han ocurrido, los cursos continúan. Mario Carrillo, gerente de la Empresa Pública Cuerpo de Bomberos de Ambato, señaló que se ha capacitado a 61 000 personas, principalmente en barrios y comunidades. También se han hecho simulacros.

Algo similar sucedió en Píllaro, Patate y Baños. Pablo Reinoso, inspector del Cuerpo de Bomberos de Píllaro, afirmó que más de 600 personas recibieron charlas.

En Riobamba la prevención se concentró en los páramos y comunidades. En Chimborazo la mayor cantidad de hectáreas perdidas en el 2017 fueron en áreas protegidas y tierras comunitarias.

“Es una práctica cultural. Cuando llega la sequía la gente quema los pajonales para que los animales se alimenten de los rebrotes”, contó Marcelo Pino, director del Ministerio de Ambiente en Chimborazo.

Desde mediados del 2017, los bomberos de Riobamba organizaron cinco simulacros en instituciones educativas.

En las comunidades la gente se capacitó sobre las formas más efectivas de extinguir las llamas, pues, debido a la distancia, ellos son los primeros en llegar a los incendios.

En contexto
Los primeros incendios forestales del país en este año, con excepción de Quito, se han presentado en la provincia de Imbabura. 58,99 hectáreas se han quemado hasta el momento, según informes de la Secretaría de Gestión de Riesgos en esa zona.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)