8 de enero de 2020 00:00

El camarón alcanzó cifra récord en el 2019 en el Ecuador

La empresa Omarsa ubicada en el cantón Durán, Guayas, invirtió el año pasado en una nueva planta procesadora. Foto: Enrique Pesantes / EL COMERCIO

La empresa Omarsa ubicada en el cantón Durán, Guayas, invirtió el año pasado en una nueva planta procesadora. Foto: Enrique Pesantes / EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 5
Priscilla Alvarado  Redactora (I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El sector camaronero finalizó el 2019 con las cifras más altas desde el inicio de su actividad hace 50 años. De enero a noviembre se exportaron 1 291,5 millones de libras, un incremento del 27% frente al mismo período del 2018. Este volumen significó USD 3 375,4 millones de ingresos, según los datos de la Cámara Nacional de Acuacultura (CNA).

José Antonio Camposano, presidente de la CNA, calcula que el sector cerraría el 2019 con más de 1 400 millones de libras vendidas y USD 3 600 millones en ventas. Eso marcaría un récord para la industria, que consolida a Ecuador como el segundo mayor exportador a escala global, tras India.

El sector está cosechando las inversiones realizadas desde hace cinco años que tecnificaron toda la cadena de producción. El camarón llegó el año pasado a unos 56 destinos.

El incremento en los envíos responde a dos factores: la producción camaronera de calidad, con buena genética basada en una correcta nutrición; y el incremento de hectáreas sembradas con el crustáceo.

Las inversiones privadas se han enfocado en procesos de maduradoras y laboratorios de larvas, alimentación automática, ajuste de tablas de nutrición y cosechas en piscinas.

El camarón alcanzó cifra récord en el 2019

Según Camposano, la implementación de todo este aparataje permitió que el productor logre una mejor talla en su producto. Por ejemplo, ahora la tasa de engorde bordea el 1% semanal. “Con estas características el camarón ecuatoriano obtiene cierta tolerancia a enfermedades y lo vuelve más competitivo”.

Sandro Coglitore Castillo, gerente General de Omarsa, sostiene que los niveles de producción y eficiencia son cada vez más estables. Las ventas de esta empresa, la segunda exportadora del país, crecieron un 35% el año pasado con relación al 2018. Fue “gracias a la incorporación de nuestra nueva planta de proceso a mediados del año 2019”, añade.

Eso le permitió consolidar sus ventas a su principal mercado: China. Pero Coglitore cree que Ecuador deberá fortalecer su presencia este año en la Unión Europea y en EE.UU. y abrir nuevos mercados.

El analista José Orellana Giler considera que para no depender del mercado asiático se debe incrementar la oferta en otros nichos. En 2018 se retomó la venta a Brasil y este año se prevé incrementar envíos a Rusia, Países Bajos y México.

China capta el 55% de las ventas nacionales. El volumen de envíos entre enero y noviembre del 2019 creció 294% respecto a igual período del 2018. La facturación subió 259%, al pasar de USD 508,8 millones a 1 828,8 millones. Pero el año pasado, el camarón empezó a llegar directamente al mercado chino y no a través de Vietnam, lo que significaba una distorsión en los datos.

Las mayores ventas a China se lograron pese a que en septiembre se restringió la entrada del camarón por la supuesta presencia de mancha blanca y cabeza amarilla.

La intervención de las autoridades privadas permitió destrabar los envíos. El país asiático, sin embargo, puso condiciones. El camarón que llegue a ese país debe contar con un certificado libre de mancha blanca. Este es un reto para la industria, ya que deberá mejorar sus procesos.

Para Rafael Córdova, vicepresidente de la Cámara de Productores de Camarón de El Oro, esta nueva regla supone un incremento en el presupuesto anual de un 20%. “Debemos reforzar los controles semanales e incorporar procesos más minuciosos para evitar que el camarón enferme”.

Explica que el año pasado mejoró la densidad de siembra: de 2 400 libras por hectárea a casi 2 600. “La buena genética de la larva adquirida permitió el crecimiento”.

El incremento de producción anual también generó que haya más hectáreas sembradas, pasó del 215 000 a 250 000.

En El Oro, que produce el 35% de camarón, había 35 000 ha en el 2018; el año pasado fueron 40 000. El ‘boom’ del crustáceo ha hecho que varios productores migren de los sembríos de banano y arroz a las piscinas.

En contexto

El 96% de las exportaciones de camarón del país se concentra actualmente en 10 países. El mercado asiático, con China a la cabeza, lidera estos destinos. A ese país se exportaron 707,1 millones de libras del crustáceo entre enero y noviembre del 2019.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (1)