22 de August de 2009 00:00

El autoritarismo

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Juan Alberto Ponce

Autoritario es un régimen en el cual existe un único detentador del poder, sin que les sea posible a los destinatarios de este  una participación real en la formación de la voluntad estatal (La Enciclopedia). Este significado expresa en gran medida lo que busca el Presidente de la República al hacer comités barriales con el Gobierno como auspiciante.

Esto es muy preocupante porque si esta idea se llega a aplicar y todo lo que representa Alianza País, como movimiento del Presidente, se vuelve parte de cada barrio del país. Esto se volvería como un cáncer imposible de erradicar y por lo tanto tendríamos Rafael Correa para largo,  así como está pasando en Venezuela con Chávez y pasa en Cuba con los hermanos Castro. En el Ecuador nadie quiere un régimen autoritario.

LOS COMITÉS REVOLUCIONARIOS

Humberto Zambrano Zúñiga

La conformación de los llamados Comités de Defensa de la Revolución Ciudadana (CDRC) está en controversia. Unos a favor, otros en contra. Hay democracia para disentir.

Los que están a favor sostienen que servirán para defender la democracia y las conquistas sociales logradas en la administración del presidente Rafael Correa.
Los contrarios aseveran que los CDRC servirán para coartar libertades individuales y que auparán un clima de intolerancia política; no falta un articulista que teme que  se conviertan en comités para la represión.

En fin, mucho se ha comentado en pro y en contra. Empero, la verdad es que la Constitución garantiza la participación y organización del poder.

El Art. 96, por ejemplo, reconoce todas las formas de organización de la sociedad como “expresión de la soberanía popular”, a fin de desarrollar procesos de autodeterminación e incidir en las decisiones y políticas públicas  de todos los niveles de gobierno, así como de las entidades públicas y privadas que presten servicios públicos.

Tal norma suprema hace énfasis en que las organizaciones podrán articularse en diversos niveles, con el objeto de fortalecer el poder ciudadano y sus formas de expresión; dichas organizaciones deberán garantizar la democracia interna, la alternabilidad de sus dirigentes y la rendición de cuentas.

Enhorabuena la participación social a través de la creación de aquellos comités, siempre y cuando se sujeten a la Carta Magna y a las leyes, y no se conviertan en armas clientelares y politiqueras.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)