La cafetería Isveglio abrió sus puertas el domingo 14 de febrero de 2016. Los fondos recaudados ese día fueron destinados a la Fundación Honrar la Vida. Foto: Facebook/ Isveglio.

La cafetería Isveglio abrió sus puertas el domingo 14 de febrero de 2016. Los fondos recaudados ese día fueron destinados a la Fundación Honrar la Vida. Foto: Facebook/ Isveglio.

Cafetería Isveglio dona sus ganancias de San Valentín

Ana Veintimilla.
Redactora (I)

La gente ahora consume más café, dice David Miño, barista profesional y propietario de Isveglio. El buen posicionamiento del grano motivó a la empresa a realizar una campaña solidaria que tuvo efecto el domingo, 14 de febrero de 2016. Normalmente, la cafetería no abre en esa fecha, sin embargo, se aprovechó la celebración de San Valentín para mover a su público hacia una causa benéfica.

Las ganancias del día fueron donadas a la Fundación Honrar la Vida que trabaja con niños y niñas de bajos recursos que han sido víctimas de diferentes formas de maltrato, proveyéndoles educación.

El día de ayer Isveglio donó las ventas del día a la fundación Honrar la Vida, esperamos poner un granito de arena más !

Posted by Isveglio on Monday, February 15, 2016


Es la primera ocasión que Isveglio participa en una campaña de esta índole pero no es extraño ver a empresas del café vinculándose con programas sociales.

Desde 1997, por ejemplo, Starbucks trabaja con la Starbucks Foundation en programas de alfabetización, también apoya el desarrollo económico y social de las comunidades agrícolas con las que trabajan.

Durante el 14 de febrero, cerca de 40 comensales se sumaron a la campaña de Isveglio, consumiendo hasta la bebida del mes el Golden Macchiatto que incluye uvilla.


La motivación -dice Miño- fue ayudar a los niños de la fundación, sumando en la cafetería una responsabilidad social “los 'cafeólogos' dependemos del duro trabajo de los caficultores, por supuesto de la educación de los mismos y de sus familias. Si no tenemos conciencia social de los productos con los cuales trabajamos, no tendremos lo que buscamos”, dice el chef orgulloso de la recepción del público.

________