17 de April de 2011 00:00

Barcelona logró su segundo triunfo de la mano de Aguinaga

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Barcelona goleó anoche 4-0 al Olmedo en el estadio 9 de Mayo de Machala. Los tantos para los toreros los marcaron Iván Borghello, en dos ocasiones (11 y 49 minutos), Jefferson Hurtado a los 19 y Rodrigo Teixeira, a los 90.

En el partido que jugaron en Riobamba, el ‘Ciclón’ goleó a Barcelona con el mismo marcador y por ello los hinchas canarios celebraron el desquite.

Los amarillos jugaron como locales en Machala debido a que el estadio Monumental fue suspendido una fecha por el lanzamiento de objetos.

Barcelona tomó la iniciativa desde el inicio. Al equipo que dirige el estratega Álex Aguinaga le tomó apenas 25 segundos para llegar con peligro al arco defendido por Róbison Sánchez. Borghello recibió un pase de Vinicio Angulo, pero antes de patear Carlos Caicedo se anticipó y rechazó la pelota.

Borghello fue el único delantero que alineó Aguinaga. Pese a eso los canarios practicaron un juego rápido. Para contrarrestar aquello, el Olmedo redujo los espacios entre sus líneas para impedir que los jugadores más hábiles manejaran el balón con facilidad. Rodrigo Marangoni y Angulo siempre fueron marcados por dos jugadores rivales.

Esa fue la disposición táctica que ordenó el técnico Dragan Miranovic, pero no le dio resultado, ya que los volantes ofensivos toreros vulneraron sus marcas permanentemente.

Y fue justamente en una de esas llegadas que Borghello abrió el marcador de cabeza.

Ese tanto le dio más confianza a Barcelona y empezó a ser más preciso al trasladar la pelota. Lo contrario ocurrió con Olmedo. Sus líneas se desordenaron y cayeron en errores constantes a la hora de entregarla.

No tener la pelota en su poder hizo además que el equipo dirigido por Miranovic cometiera faltas cerca de su arco. De un tiro libre llegó el segundo tanto de los canarios. Marangoni centró la pelota hacia el corazón del área del ‘Ciclón’ y ahí apareció el defensa Jefferson Hurtado para de cabeza ampliar el marcador.

Olmedo intentó reaccionar en la segunda etapa, pero el tanto que marcó Borghello, cuando transcurrían 59 minutos, y el de Rodrigo Teixeira antes de finalizar el cotejo, liquidaron anímicamente a los riobambeños y sellaron la goleada.

Aguinaga salió feliz, lleva dos triunfos y un empate desde que asumió el control del plantel.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)