Un mundo en vilo, entre la vacuna y la mutación

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 9
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 3
Miércoles 23 de diciembre 2020

Las festividades de fin de año, en uno de los períodos más difíciles que la humanidad recuerde en mucho tiempo, llegan con el confinamiento en varios países, la aplicación de la vacuna y una celebración agridulce.

A la noticia de la aplicación masiva de vacunas en Estados Unidos y Reino Unido, sobrevino la alerta del propio primer Ministro británico, Boris Johnson, de una nueva mutación del covid que lo vuelve un 70% más contagioso que los antes conocidos.

Días antes, varios países europeos en distinta medida habían optado por el duro camino de apretar las tuercas. Confinamiento severo en Alemania ante los contagios incontenibles. Medidas duras en España y otros países, como el propio Reino Unido, que ante la llegada de la vacuna sigue aislando localidades, en especial, del sur de la gran isla.

Uno de los primeros estragos sufridos, a más de la baja considerable, a cero, de los negocios de cafeterías, restaurantes y venta de artículos fue el ya golpeado negocio hotelero y de la aviación. Los operadores turísticos no sabían ya cómo paliar sus pérdidas de un año nefasto y sobrevinieron los confinamientos.

La suspensión de vuelos desde y hacia Reino Unido, o la reprogramación y controles fuertes en las líneas aéreas y aeropuertos, vuelven a tornar complicada la situación.

Hay expertos que estiman que el negocio aeronáutico, por ejemplo, no se recuperará de esta parada calamitosa hasta bien entrado el 2023.

Mientras tanto, en Estados Unidos dos personajes se han vacunado ya: el presidente electo Joe Biden y el experto en salud Pública Dr. Fauci, quien fue un puntal que mantuvo su pulso con el propio presidente saliente Donald Trump. Las vacunas ya se despliegan por el gigante territorio de los estados de la Unión.

En Argentina la susceptibilidad mira hacia Rusia y se espera el ‘aterrizaje’ de la vacuna Sputnik V, con más ansiedad que un alunizaje.

Ecuador decretó su estado de excepción, no se sabe bien si ante eventuales contagios de la cepa mutada de covid o por la contagiosa aglomeración y poca conciencia ciudadana.