31 de diciembre de 2019 00:00

Independiente del Valle hizo historia con su modelo formativo

El 9 de noviembre, en el estadio General Pablo Rojas, Independiente levantó su primera Copa Sudamericana. Venció con autoridad a Colón de Argentina por tres goles a uno. AFP

El 9 de noviembre, en el estadio General Pablo Rojas, Independiente levantó su primera Copa Sudamericana. Venció con autoridad a Colón de Argentina por tres goles a uno. AFP

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 10
Pablo Campos
Coordinador  (D)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Entre el 27 de abril y el 7 de mayo, Independiente vivió horas de convulsión. Ismael Rescalvo, entonces entrenador del equipo, detonó una bomba: se iría a Emelec, uno de los rivales directos del equipo en el torneo local.

La dirigencia separó al entrenador y se enfrentaba al dilema de escoger a un sucesor ideal para continuar peleando en el torneo local y la Copa Sudamericana. El equipo ya había disputado el primer juego del certamen ante Unión de Santa Fe: perdió 2-0, con un equipo lleno de jugadores novatos y suplentes, debido a una plaga de lesiones.

Entonces, la dirigencia decidió confiarle el timón del equipo a Miguel Ángel Ramírez, español como Rescalvo, y encargado de las divisiones juveniles de la institución.

Ramírez es un personaje del fútbol poco convencional: tiene 35 años, es un trotamundos, que dirigió en Grecia y en la Academia Aspire de Catar. Incluso estuvo en las selecciones juveniles del organizador del Mundial del 2022. Además, tiene un doctorado en Ciencias del Deporte.

Inicialmente, el técnico agradeció el ofrecimiento de la dirigencia presidida por Franklin Tello, pero dijo que no. “Hubo que convencerle. Él estaba muy cómodo trabajando con los juveniles. Dirigir en los menores es su vocación. Pero le hicimos notar que lo necesitábamos y que estaba en condiciones de continuar el proceso del equipo”, confía el gerente Santiago Morales, en su oficina de paredes blancas y repleta de camisetas y recuerdos del ahora campeón de la Sudamericana.

Ramírez accedió. Su promoción al primer equipo caló bien entre los jugadores. Dos de ellos (Cristian Pellerano, de 38 años y Efrén Mera, de 34) eran contemporáneos del DT.

Pero la conexión fue inmediata: el español mantuvo la línea de juego que el equipo adoptó hace tres años, cuando firmó una alianza con la Academia Aspire. Según explica el directivo Luis Roggiero, Independiente les expuso a los cataríes el estilo de juego que querían y con base en esa información, ellos elaboraron un programa de ejercicios, dinámicas, capacitación de entrenadores y asesoramiento.

Independiente juega al ataque. Sus líneas de juego mantienen equidistancia y se sincronizan bien. Sus arqueros deben manejar el juego con los pies y no únicamente con las manos. Esos patrones son observables en el equipo profesional, pero también se evidencian en la Sub 12, 14 y 16.

La institución es un laboratorio de nuevas figuras del fútbol. Tiene un complejo deportivo en el sector de Chillo Jijón, en donde viven 120 niños y jóvenes que reciben alimentación y educación: el club cuenta con su propia unidad educativa.

En la Copa, Ramírez mantuvo ese estilo de juego en un equipo con jugadores como Anthony Landázuri o el capitán Fernando León, quienes han asimilado estos conceptos desde las formativas.

En el juego de vuelta de la primera fase de la Copa, Independiente se deshizo de Unión por penales. Luego vinieron Caracas, U. Católica, Independiente de Avellaneda y Corinthians, en la semifinal. Entonces Independiente conquistaba lo impensado: hace 10 años jugaba en el balompié de ascenso y ahora se instalaba en su segunda final continental: en el 2017 perdió ante A. Nacional en la Copa Libertadores.

El rival en la final de la Sudamericana era Colón argentino. El 9 de noviembre, por primera vez, se dirimió la Copa en una final a partido único. El estadio General Pablo Rojas, en Asunción, alojaba a 40 000 hinchas del cuadro argentino y el juego fue suspendido por un aguacero apocalíptico.

El cuadro tricolor dominó desde el inicio. Con lluvia y sin ella. Venció 3-1 y logró así bordar su primera estrella dorada. Lo hizo sin haber sido antes campeón nacional. El 2020 jugará la Recopa ante Flamengo y estará en fase de grupos de la Libertadores. El 2021 jugará el Mundial de Clubes. El club ejemplar sueña en grande.

Datos

20 de marzo. 
Independiente cayó 2-0 en su debut en la Sudamericana ante Unión de Argentina. Ismael Rescalvo era DT.

7 de mayo. Miguel Ramírez asumió como DT en reemplazo de Rescalvo, quien decidió aceptar una propuesta de Emelec.

25 de septiembre. Empató 2-2 con Corinthians, en el Atahualpa, y clasificó a la final de la Sudamericana. En el juego de ida le ganó 2 a 1.

9 de noviembre. Independiente venció 3-1 a Colón y logró su primer título continental. León, Sánchez y Dájome anotaron los goles.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (2)