Seis detenidos en Pekín por falsificar pruebas PCR
Jorge Glas todavía tiene alternativas para buscar un…
En Chillogallo se fraguó la independencia
El sur y el centro de Quito avivaron el gran triunfo…
Los combatientes se abastecieron de alimento en Lloa
La gesta de 1822 aún es parte de la vida en La Libertad
Las tropas de Sucre celebraron en La Victoria
UNE finalizó huelga de hambre por la equiparación salarial

Fuga en la cárcel de El Inca, en Quito; autoridades se percatan cuando debían trasladar prisioneros a una audiencia

Las autoridades investigan la fuga de los tres reos. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Las autoridades investigan la fuga de los tres reos. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Las autoridades reportaron este viernes 16 de agosto del 2019 la fuga de tres hombres de la prisión ubicada en el norte de Quito. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Las alertas se prendieron la mañana de este 16 de agosto del 2019, luego de que en un registro de las personas privadas de libertad del pabellón El Bosque se constatara que faltaban tres. El hecho se registró en el Centro de Detención Provisional (CDP) de Quito, en el sector de El Inca.

Según el parte policial, la fuga se conoció a las 05:30 de este viernes. Uno de los inspectores del sistema de protección penitenciaria informó a la Policía que al momento de sacar a privados de libertad que tenían audiencia, este 16 de agosto del 2019, se percataron que faltaban tres hombres. 

Según el parte, el encargado de la seguridad interna del pabellón El Bosque se habría cambiado al pabellón Miraflores, sin que el inspector conociera el motivo.

Los prisioneros que se fugaron son Carlos C., extranjero investigado por robo; Jhony Q., extranjero procesado por homicidio, y Luis V., ecuatoriano inculpado por homicidio.

Una vez conocido el hecho, los agentes policiales y  personal de Seguridad Penitenciaria recorrieron los pabellones desde la planta baja externamente. Ahí se descubrió un agujero en una de las ventanas que corresponde al pabellón de El Bosque.
 
La fuga se produce este 16 de agosto, precisamente cuando termina el estado de excepción en las cárceles de Ecuador.