…Pero tenemos murales
Prueba del polígrafo para 25 datos del Informe a la Nación
Terrenos en venta frente a casas en riesgo de la que…
Protocolo para la viruela incluye aislamiento
La inclusión laboral crece en Tungurahua y Chimborazo
Mafias intensifican sus reclutamientos para enviar d…
Una vigilia por las víctimas del tiroteo se realizó en Texas
Lasso pide a los municipios del país que controlen l…

La vía a Nayón se encuentra habilitada desde la tarde de este 16 de mayo

La vía permaneció cerrada desde el sábado 5 de mayo del 2018 debido a un deslizamiento de tierra. Trabajos de bacheo también se han realizado en el lugar. Foto: Galo Paguay / EL COMERCIO

La vía permaneció cerrada desde el sábado 5 de mayo del 2018 debido a un deslizamiento de tierra. Trabajos de bacheo también se han realizado en el lugar. Foto: Galo Paguay / EL COMERCIO

La tarde de este miércoles 16 de mayo del 2018 se habilitó la vía que conduce a la parroquia de Nayón, en el nororiente de Quito.

Esta se encontraba cerrada desde la madrugada del sábado 5 de mayo del 2018 cuando se reportó un deslizamiento de tierra que tapó esa arteria.

Juan Zapata, secretario de Seguridad y Gobernabilidad del Municipio, informó que la carretera fue habilitada a las 14:00 aproximadamente.

Dijo que la Empresa Pública Metropolitana de Movilidad y Obras Públicas (Epmmop) se encuentra en tareas de intervención.

“Vamos a trabajar en un protocolo. Si es que llueve fuerte, los técnicos de riesgos del COE lo activan y, de ser necesario, se cierra la vía nuevamente. Se debe privilegiar la seguridad”, indicó.

Añadió que la zona donde se reportó el deslizamiento de tierra es monitoreado por geólogos y geotécnicos de Gestión de Riesgos. Ellos recorren la zona y, si se presentan novedades, lo reportan.

Asimismo, desde la Dirección de Riesgos se configuró un plan de contingencia porque eso lo solicitaron los moradores de Nayón. “Hay un comité interinstitucional que monitorea”.

Para el Municipio -indicó Zapata- Nayón es prioridad desde la perspectiva de riesgos.

La vía permaneció cerrada desde el sábado 5 de mayo del 2018 debido a un deslizamiento de tierra. Trabajos de bacheo también se han realizado en el lugar. Foto: Galo Paguay / EL COMERCIO

También se realizaron trabajos allí. Este Diario hizo un recorrido y una cuadrilla de obreros construían las cunetas. Otros se encargaron de cubrir los baches con asfalto.

Christian Rivera, técnico de Riesgos del Municipio de Quito, indicó que en la parte superior de la ladera en donde se produjo la emergencia se controló las filtraciones de agua que afectaban al talud.

Además se monitoreó al sistema de alcantarillado. Se elaboraron cunetas viales, se limpiaron alcantarillas y se reconformó el talud. “Eso es a corto plazo. A mediano y largo plazo será una obra a través de la Epmmop”.

“En cuanto llueva y no tengamos buen clima, volvemos a cerrar la vía”, manifestó Rivera.