Robos a locales y asaltos a personas registran cámar…
Remoción de Sofía Almeida, vía rápida para agilizar …
Municipios buscan USD 300 millones en el exterior co…
Ministro de Defensa pidió a la Asamblea definiciones…
Hombre fue hallado sin vida en av. Simón Bolívar, en Quito
La audiencia de formulación de cargos contra Fernand…
Guayaquil y Durán registraron lluvias catalogadas de…
Colegio Médico del Guayas pide clases virtuales en Guayaquil

Obreros de Epmaps fallecidos cuentan con seguro de USD 54 000

Personal de bomberos y agentes metropolitanos de control en la zona de la quebrada Caicedo. Foto: Julio Estrella / EL COMERCIO

Los equipos de rescate del Cuerpo de Bomberos de Quito (CBQ) trabajaron toda la madrugada de este miércoles 15 de diciembre del 2021 para rescatar los cadáveres de Alfonso Núñez y Diego Lozada, de 60 y 37 años respectivamente.

Ellos son los técnicos de la Empresa Pública Metropolitana de Agua Potable y Saneamiento (Epmaps) que fueron arrastrados por el agua, a las 18:00 del martes, mientras limpiaban la estructura de captación de la quebrada Caicedo, en el noroccidente de Quito, atrás del centro comercial El Bosque.

Esteban Cárdenas, comandante del CBQ, informó que las víctimas fueron rescatadas a la 01:00 y 03:00 por los equipos de su entidad. Se hizo un trabajo manual para sacar agua, lodo y acceder a los cadáveres. 20 efectivos colaboraron en los trabajos que duraron más de seis horas.

El alcalde de Quito Santiago Guarderas lamentó la desgracia y se solidarizó con los familiares de los fallecidos.

“Estaban en el proceso de limpieza de esta piscina. En el momento que trataron de abrir las compuertas para que pueda correr el agua, probablemente, la fuerza del agua más los troncos de árboles y todo lo que venía arrastrando generó una presión y quedaron atrapados”.

Aseguró que se redujeron los niveles de agua en el sector en donde ocurrió la alerta y se cuenta con un plan de contingencia para atender las alertas. El nivel de agua ha bajado en las quebradas Caicedo y Osorio, por lo que estos sitios se encuentran fuera de peligro.

También se realizaron sobrevuelos con drones por seguridad. Se hizo un levantamiento de información de las viviendas ubicadas en la zona de descenso. Ahora se prepararán los planes de contingencia individuales con lineamientos claros para afrontar la época de lluvias.

Othón Zevallos, gerente de Epmaps, informó que los técnicos fallecidos cuentan con un seguro de USD 54 000.

Aseguró que Núñez y Lozada tenían todas las seguridades en el momento en que se produjo la emergencia. Incluso personal del CBQ los estaba apoyando. “Lo que pasó fue fortuito”.

Al momento, personal de Epmaps continúa limpiando las quebradas y piscinas del noroccidente de Quito para evitar aluviones. Se han sacado troncos, tierra, lodo, vegetación, escombros y demás desperdicios. Zevallos se solidarizó con las familias de las víctimas y las trabajadoras sociales de Epmaps se encuentran acompañándolas para atender sus requerimientos.

Suplementos digitales