Mónica Ospino: ‘Hoy esa narrativa del miedo a conver…
Diez niñas ecuatorianas tienen su pasaporte a la NASA
A través de su lente da un testimonio de vida
Gustavo Petro, favorito en elecciones colombianas
Guillermo Lasso pide ‘amplia unidad’ ciu…
Fiscalía de Ucrania busca pruebas de crímenes de gue…
Quito: Fanáticos dejaron enfriar su almuerzo por fin…
Elecciones en Colombia: Claves de las presidenciales…

Granizo continuaba sobre las calzadas la mañana de este 4 de mayo en Quito

Restos de granizo sobre las calzadas en el norte de Quito la mañana 4 de mayo de abril del 2018. Foto: Eduardo Terán / EL COMERCIO

Restos de granizo sobre las calzadas en el norte de Quito la mañana 4 de mayo de abril del 2018. Foto: Eduardo Terán / EL COMERCIO

Restos de granizo sobre las calzadas en el norte de Quito la mañana 4 de mayo de abril del 2018. Foto: Eduardo Terán / EL COMERCIO

La intensa lluvia y granizada que cayó la tarde del jueves 3 de mayo en Quito afectó a algunos sectores del norte de la ciudad.

Durante las primeras horas de hoy, viernes 4 de mayo, en la avenida República del Salvador aún se podía observar el granizo acumulado en varios tramos de la calzada.

Segundo Medina trabaja en la zona azul de esa concurrida calle de la ciudad y tuvo que resguardarse en su pequeña caseta de madera.

“Trabajo en este lugar desde hace 18 años y creo que esta fue la granizada más fuerte que he visto. Hace 10 años hubo algo parecido, pero lo de ayer fue sumamente fuerte”, comentó el hombre.

Patricio Valladares vive en uno de los edificios de esa avenida y señala que durante la granizada todo el tránsito se caotizó. “Los carros no podían circular y la gente se ubicaba en sitios donde no les llegara el agua, ni el granizo. Fueron minutos en donde todo se paralizó”.

La lluvia constate y el granizo causaron congestión vehicular en algunos sectores en el norte de Quito. La mañana de hoy, viernes 4 de mayo del 2018, todavía se podía observar hielo en las calles, parterres y aceras. Foto: Eduardo Terán / EL COMERCIO

Los alrededores de la Plataforma Financiera, en el sector de Iñaquito, también se vieron afectados con la precipitación.

No es la primera vez que las calles se inundan en ese lugar.

El guardia de seguridad de uno de los edificios que se ubican sobre la calle Ayora, al costado norte de la Plataforma, comenta que los administradores tomaron previsiones para evitar los estragos que tuvieron que vivir durante el año pasado.

Allí colocaron pequeñas compuertas en las rampas de ingreso a los parqueaderos y además ubicaron unos costales para que absorban el agua lluvia.

Con esa medidas evitaron que ayer, jueves 3 de mayo, se presenten inundaciones en los subsuelos de los edificios.

Según la Secretaría de Seguridad del Municipio de Quito al menos 11 eventos se presentaron en la urbe por causa de la torrencial lluvia, 10 de ellos relacionados con la acumulación de agua y uno referente a la caída de cables de energía.

Suplementos digitales