Tesoro al descubierto
El apoyo de los padres es clave para la adolescente …
Juan Enrique Quiñónez Schwank: ‘Las escuelas n…
COE cantonales se blindan por Ómicron
Al menos cuatro personas murieron durante una balace…
Consejo de Participación deberá pagar reparación a v…
Diputados de Honduras se enfrentan a golpes en prime…
Un hombre se enfrentó a oso para proteger a sus perros

‘Quito no debe pensarse en función de los autos’

Redacción Quito

¿Los actuales problemas de tránsito vehicular se deben a una mala planificación?

En Quito siempre ha existido planificación. No es cuestión de falta de planificación, sino de los enfoques que se le da. En los cincuenta se hizo un primer acercamiento de lo que se quería hacer de la ciudad. Allí se hizo una planificación a través de zonas, en la cual se determinó un centro norte administrativo y un sur obrero. A partir de ello, hemos tenido un enfoque que podríamos denominar modernista funcionalista.

HOJA DE VIDA
John Vinueza
Profesor de Diseño Arquitectónico y Urbanismo de la Facultad de Arquitectura de la Universidad Central del Ecuador.
Realizó un posgrado sobre las  construcciones históricas en Suecia en la Universidad Lund.
Profesional independiente, estudio de Arquitectura. En Línea Recta. Máster en Rehabilitación de asentamientos.

¿Cómo funciona?

Se espera que las actividades se puedan realizar rápidamente y en grandes extensiones. Eso ha desembocado en una prominencia en el uso del vehículo. Es una ciudad planificada para el auto. Esto ha resultado como un buen negocio para la venta del vehículo. Incluso ahora se están realizando reformas geométricas para que los vehículos particulares sean los que se desplacen más rápido. Sigue siendo el vehículo particular lo más importante en la visión de la ciudad. 

Usted mencionaba que la ciudad fue planificada para los autos. ¿Pensar a la ciudad de esta manera es lo que ha generado los trancones?

Ese es el punto. Ahora se eliminan redondeles para dar más facilidades a los autos, pero esto ocasiona que los conductores vean que es más fácil circular con vehículos y por ello compran más autos. Y se genera una bola de nieve. Eso pasó con los túneles y con las obras de ampliación vial. 

¿Es una guerra que ha ganado el automovilista?
Creo que esta Administración va a tener un giro en cuanto a la visión de planificación. Esto se puede ver por la decisión de aplicar una medida restrictiva al tránsito, un freno al uso del vehículo. Eso significa una pérdida en esta guerra entre peatones y vehículos. También hay una decisión de construir corredores viales para el transporte masivo.

¿La falta de un enfoque adecuado es lo que ha incidido en que los viajes se concentren en el hiper centro y las periferias no hayan tenido la atención adecuada?

Sí, se ha pensado en un uso de suelo único. Por ejemplo, en los conjuntos habitacionales no hay parques. Se vive en colmenas. Para acceder a los servicios deben acudir a los centros comerciales y para ello se deben movilizar en autos. Está pensado en que esta es la zona de vivienda y en otro sitio, la zona comercial, zona de distracción etc.  Pero existe un problema adicional. Y es que no todo lo planificado se respeta. Por ejemplo, ¿quién planificó cuatro centros comerciales alrededor de La Carolina? No fue el Municipio, sino el especulador inmobiliario. Pero el Cabildo lo permitió.

Y la gente viaja en auto…

Exactamente, eso genera problemas al tránsito. La gente sale desde el valle y desea llegar en auto hasta la puerta de su oficina. Porque entre otras cosas, el Municipio ha planificado que toda edificación debe tener parqueaderos. Estas medidas son las que incentivan el uso del auto.

¿Hay que dejar de planificar para los autos?

Pensar en la reorganización de la ciudad, en los usos de suelo.  No se soluciona con la ampliación de vías ni con la habilitación de más calles. Pensar también en dónde se construyen los centros comerciales, porque estos afectan directamente en el flujo de autos que llegan a un sitio determinado.

Suplementos digitales