7 de noviembre de 2019 11:48

Fuente radioactiva robada fue localizada en el terreno cercano a una universidad del sur de Quito

La avenida Rumichaca Ñan fue cerrada en sentido sur - norte por seguridad. Foto: Eduardo Terán / EL COMERCIO

La avenida Rumichaca Ñan fue cerrada en sentido sur - norte por seguridad. Foto: Eduardo Terán / EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 2
Diego Bravo

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

A las 06:00 de este jueves 7 de noviembre del 2019 se localizó la fuente radioactiva de la Universidad Politécnica Salesiana (EPN), que fue sustraída a las 14:00 de ayer miércoles en el sur de Quito.

El hallazgo se produjo a dos cuadras de ese establecimiento educativo, en el canchón de una construcción localizado en la avenida Rumichaca Ñan, sector Las Cuadras, en Quitumbe.

Juan Pablo Burbano, secretario general de Seguridad y Gobernabilidad del Municipio, indicó que dos guardias que custodiaban ese lugar localizaron el densímetro nuclear, junto a un montículo de tierra y unas mallas metálicas.

El coronel Marcelo López, comandante del Distrito Quitumbe, indicó que uno de los guardias escuchó un fuerte ruido cerca del ingreso al canchón. Al acercarse al lugar se encontró con el dispositivo que estaba guardado en una caja de color amarillo.

Se comunicó con el sistema ECU 911. Las autoridades enviaron de forma inmediata un equipo de la Unidad Especializada en el Manejo de Materiales Peligrosos del Cuerpo de Bomberos de Quito (CBQ). También arribaron los agentes de la Policía Nacional para cercar la zona con cintas amarillas.

La avenida Rumichaca Ñan fue cerrada en sentido sur - norte por seguridad. López indicó que el aparato fue robado de las calles Manuel Chérrez y Rafael García de Chillogallo 1. Ocurrió cuando un funcionario de la U. Salesiana parqueó la camioneta afuera de su vivienda en esa dirección. En un descuido -acotó el oficial- delincuentes se llevaron el dispositivo nuclear que se encontraba en el balde del vehículo.

“Seguramente, antisociales o gente que merodea en el sector vio una oportunidad para hurtar el equipo. Como el tema se mediatizó en los medios de comunicación, presumimos que ellos (los ladrones) se dieron cuenta que el aparato es muy peligroso y no iban a obtener el beneficio económico que se imaginaron. Por eso lo abandonaron”, precisó López.

Para el uniformado, el aparato no fue resguardado con las debidas seguridades y por eso lo hurtaron. “Lo dejó en un sitio inadecuado sin seguridades”.

Al sitio también acudió Rodrigo Salas, subsecretario del Ministerio de Energía y Recursos No Renovables. Indicó que el equipo nuclear no había sido manipulado, tampoco dañado, por lo que no arrojó radiación al ambiente.

“Se hicieron mediciones para evaluar la radiación con los bomberos. Hemos tenido éxito como país al encontrarlo en tan poco tiempo (...) El equipo se encuentra intacto”, precisó el funcionario.

Explicó que ese equipo es usado para medir densidades en el suelo, humedad y compactación. Se lo utiliza para la industria, geología, minería e infraestructura. Son equipos móviles y autoblindados.

Hasta las 10:00, las autoridades esperaban que llegue personal de Fiscalía para que levante la escena de un delito radiológico y se realicen las investigaciones necesarias. “En las próximas horas emitiremos un informe, pero lo principal fue encontrar el equipo”.

Por este hecho, el Municipio conformó el Comité de Operaciones de Emergencia Metropolitano. El hurto del densímetro causó preocupación entre la gente porque contiene una fuente radioactiva que emite radiación ionizante, según informó un boletín del Ministerio de Energía y Recursos Naturales No Renovables.

Esta radiación, aseguró la cartera de Estado, "no se siente, no se ve, ni se huele y se transmite por el aire a distancias de varios metros, mientras más cerca es más peligrosa". La manipulación podría resultar en daños al medio ambiente y puede ser perjudicial para la salud humana.

La razón: “porque al interactuar con el cuerpo humano puede causar muchas enfermedades e inclusive la muerte". El Ministerio de Energía enfatizó que el equipo no tiene un valor comercial, pues para trabajar con este se requiere de una autorización del ministerio, a través de la Subsecretaría de Control y Aplicaciones Nucleares (SCAN).

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (0)