11 de marzo de 2020 00:00

Fuerzas políticas trazan propuestas para crisis económica internacional

Distintos sectores políticos del país se han pronunciado sobre posibles salidas a la crisis económica internacional que se desarrolla a raíz de la caída del precio del petróleo y el covid-19. Foto: Archivo EL COMERCIO

Distintos sectores políticos del país se han pronunciado sobre posibles salidas a la crisis económica internacional que se desarrolla a raíz de la caída del precio del petróleo y el covid-19. Foto: Archivo EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 31
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 3
Contento 1
Redacciones Política y Guayaquil (I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La crisis económica internacional, marcada por la caída de los precios del petróleo y los efectos del covid-19, profundiza los problemas financieros del Ecuador. Se plantean soluciones.

‘Los pocos recursos hay que darlos al ciudadano’

Pascual del Cioppo, presidente del PSC. Foto: Archivo EL COMERCIO

Pascual del Cioppo, presidente del PSC. Foto: Archivo EL COMERCIO


¿Qué hacer con la crisis?

El PSC ha venido sosteniendo la renegociación de los contratos petroleros, para la búsqueda de fuentes de financiamiento frescas y más baratas. Dos, la reducción de carga impositiva y no más impuestos para darle mayor flujo a la economía en la calle y, a través de la reactivación económica, aumentar la recaudación fiscal. Tres, la mejor forma de tener una economía activa es vía municipios y prefecturas; gran parte de la economía se nutre de la masa monetaria o del flujo que mueven los GAD. Cuarto, la reducción del tamaño del Estado.

¿Se puede seguir reduciendo el Estado?

Paralelamente se tiene que abrir, en las mismas condiciones que las nacionales, a las inversiones extranjeras sin castigar al inversionista.

¿Hay tiempo para aplicar lo que dice el PSC, en las actuales condiciones?

Hay unas que se pueden poner en práctica enseguida. Otras tomarán su tiempo.

¿Cuáles se pueden aplicar de inmediato?

Primero es que los pocos recursos que hay entregarlos para que el ciudadano reactive su economía de inmediato para que se mueva el país. Toda crisis es posible superarla con orden, y lo decimos nosotros porque en el gobierno de León Febres Cordero, no es que el petróleo bajó de la manera que ha bajado temporalmente, es que no se pudo exportar durante siete meses. Se salió de la crisis y no colapsó el país, el Ecuador no debe de colapsar, no tiene por qué colapsar por una crisis temporal si se hacen las cosas en orden, a tiempo y debidamente.

¿Ecuador debe mirar entonces a otros organismos ajenos al FMI?

No a los mismos organismos tradicionales. Hay otras mecánicas como la banca privada, renegociación de contratos petroleros, nuevos mercados, una serie de mecanismos que se conocen.

¿Y la deuda china?

Renegociarla o precancelarla con un nuevo crédito.

¿Se deben crear más impuestos?

Lo único que hace la subida de los impuestos o nuevos impuestos es ralentizar la economía una vez más.

¿Los subsidios se deben eliminar, como gasolinas?

Estamos en contra del contrabando. La focalización debe hacérsela bien, no se la puede hacer generalizando porque eso puede afectar al transporte de pasajeros y carga, también al agricultor.

¿Se puede aplicar ahora?

Creo que parar y controlar el contrabando se debió haber hecho mucho tiempo atrás.

¿Es viable desde la Asamblea armar un acuerdo para salir de la crisis?

La Asamblea tiene la obligación de ponerse de acuerdo con cosas positivas.

¿Hay voluntad política?

El PSC siempre ha estado de acuerdo para apoyar las tesis positivas que permitan que la prosperidad sea un objetivo permanente en Ecuador.

‘Se debe reperfilar la deuda del 2020 con China’

Guillermo Lasso, líder de Creo. Foto: Archivo EL COMERCIO

Guillermo Lasso, líder de Creo. Foto: Archivo EL COMERCIO

Usted dice que hay que renegociar la deuda con China. ¿Cómo?

Planteo lo de China porque el vencimiento de capital de intereses con la deuda China es la mayor cantidad de servicios de la deuda del año 2020. Mi planteamiento es acudir al Club de París, sentarse cara a cara con China y decir que tenemos que reperfilar la deuda del 2020, porque tenemos un problema de capacidad de pago por la abrupta caída del precio del petróleo, y también un problema que se reflejará en la balanza de pagos por la caída de las exportaciones de camarón, de banano y de otros productos más.

En la Asamblea se esperan tres leyes económicas. ¿Cómo votará Creo?

No puedo contestarle eso porque depende del texto que presente el Gobierno. Realmente es sorprendente la lentitud y la timidez del Gobierno por enviar unas reformas que requiere la economía. Es hora de exigirle al presidente Moreno que Gobierne el Ecuador, que se preocupe por la crisis económica y no por las elecciones del 2021.

Y si el Gobierno propusiera más impuestos, ¿Creo podría votar a favor?

Definitivamente que no. La carga tributaria es suficientemente pesada para las familias y las empresas. Por lo tanto, no puede ahora en un momento de crisis cargarse con más impuestos al sector privado porque eso profundizaría la crisis de empleo.

¿Cuáles son otras vías más allá de los impuestos?

Primero: reducir gastos. Este Gobierno ha tomado con mucha ligereza ese objetivo. Nuestro planteamiento es una reducción de USD 2 200 millones, de manera gradual. Luego, es importante terminar con el subsidio a los combustibles, que es un subsidio al contrabando, al narcotráfico y un subsidio a los más ricos. Tiene que eliminarse ese subsidio excepto el del gas de uso doméstico que en caso de eliminarse afectaría la economía de las familias más pobres. Por lo tanto, es el momento de liberalizar la importación, la distribución y comercialización del combustible ahora que ha bajado el precio del petróleo. Tener por ejemplo un diésel de calidad en el Ecuador. Un diésel que en el mercado internacional, por la caída del precio del petróleo, estaría muy cerca del precio actual en el Ecuador.

¿Puede haber un pacto entre las fuerzas políticas?

La caída del precio del petróleo que ya ha bajado a niveles de USD 30, Dios quiera que no baje más, yo creo que produce un problema mucho más grave que el que teníamos hasta el viernes de la semana pasada. Por lo tanto, esa circunstancia obliga a que todos los ecuatorianos, unos con otros, nos apoyemos a rebuscar una solución a esta grave crisis. Yo creo que lo que tenemos por delante es la obligación de lograr un futuro mejor y no jugar con politiquerías ni cálculos electorales con miras al 2021.

‘Sugerimos impuesto a nivel de renta o del patrimonio’

Juan Cristóbal Lloret   Coordinador bloque correístaJuan Cristóbal Lloret   Coordinador bloque correísta

Juan Cristóbal Lloret, coordinador del bloque correísta. Foto: Archivo EL COMERCIO

¿Cuáles serían las alternativas a esta crisis?

En el ámbito fiscal planteamos la posibilidad de reperfilar la deuda. Ahí el Gobierno comete un error. Se simplificó mucho el endeudamiento con China pero resulta que nada más y nada menos que el 14% del endeudamiento del Ecuador es con ese país. Entonces no se puede satanizar el origen de la deuda. La segunda opción en lo fiscal es que se pueda ir a una política focalizada de impuestos hacia los sectores económicos más pudientes o hacia los sectores que acumulan mayor riqueza. Por ejemplo, le proponemos un impuesto a nivel de renta o del patrimonio.

En el Ecuador hay alrededor de 300 personas que acumulan la riqueza de USD 30 000 millones. Entonces se podría enfocar de manera temporal. Hay que ver esos escenarios económicos ya que podría tener cierto grado de permanencia este tipo de tributos.

¿Se debe focalizar los subsidios a combustibles?

No. También manejamos otro escenario. En el sector externo planteamos la posibilidad de que se pueden preservar los dólares en una economía dolarizada. Cerrar la puerta a los capitales especulativos y quizá, conforme a lo que establecen las herramientas, utilizar la norma para establecer salvaguardias para poder tener una balanza de pagos positiva. En el mismo ámbito fiscal proponemos que hay que recurrir al financiamiento interno. Para eso se necesita una reforma legal.

En nuestro caso, los votos estarán ahí para poder apoyar este tipo de iniciativas. En el sector real de la economía nos parece que es importante duplicar el crédito disponible en la economía nacional. Es decir, incrementar la oferta de los bancos a la compra de materiales. Las utilidades deberán reinvertirse en el sector económico. Quizá no en crédito de consumo. Sí en un crédito productivo y ahí habría que revisar los márgenes, las tasas de interés. Nosotros no vamos a apoyar políticas de retiro de subsidios. No vamos a apoyar políticas que vayan en desmedro de las grandes mayorías.

¿Qué se puede hacer con la deuda con China?

Se puede reperfilar sobre todo a nivel de la amortización que se tiene. Me parece que este año con el Gobierno chino se tienen alrededor de USD 1 500 millones en vencimientos, lo que se podría hacer con esos vencimientos es diferirlos para el próximo año. Pero eso parte de las buenas relaciones que había que mantener desde un principio.

¿Es viable un acuerdo en la Asamblea Nacional?

Las posiciones de las distintas bancadas quizá son distintas respecto a sus acciones. Nosotros planteamos una política progresiva de impuestos. Hay quienes se cierran a esa posibilidad. En los temas de fondo, sobre todo en los cuestionamientos de cómo enfrentar este momento difícil, tengamos coincidencias.

‘Dejar los intereses para llegar a un punto medio’

Ximena Peña, coordinadora del bloque legislativo de AP. Foto: Archivo EL COMERCIO

Ximena Peña, coordinadora del bloque legislativo de AP. Foto: Archivo EL COMERCIO


¿Qué hará el bloque oficialista ante las medidas económicas del Ejecutivo?

Hay la voluntad política para analizar con responsabilidad la situación, las propuestas de Ejecutivo. Tratar de tramitar las reformas legales que se plantee. Debatirlas con la urgencia que amerita, con el fin de que el país tenga herramientas de conducta fiscal que nos permitan enfrentar esta situación compleja.

¿Es viable lograr un acuerdo en la Asamblea para salir de la crisis?

El acuerdo debe darse en la medida que podamos llegar a consensos para aprobar leyes que el país necesite. La situación es compleja, a escala mundial, por factores externos que afectan a nuestra economía, por el hecho de ser dolarizada. Esto nos pone en una vulnerabilidad especial, que amerita que los sectores políticos, más allá de los intereses electorales que podamos tener, lleguemos a un punto medio, para que el país pueda enfrentar esta situación.

¿Cree que se deban revisar impuestos?

En las últimas leyes el Ecuador ha tratado más bien de exonerar ciertos impuestos para tratar de promover el aparato productivo, la generación de empleo a través del sector privado. Yo creo que toda medida debe ser analizada. Incluso la posibilidad de, a lo mejor ciertos impuestos, contribuciones temporales que podamos hacer, sobre todo los que más tenemos. Creo que aquí tenemos que precautelar al ciudadano de a pie, que gana el salario básico, pero si es que podemos encontrar medidas creativas que permitan que los sectores más pudientes contribuyamos con mayor generosidad para generar recursos para el Estado, creo que debemos considerarlas.

¿El Ejecutivo ha tenido contacto con ustedes sobre el ajuste económico?

Ayer tuvimos una reunión con el vicepresidente de la República (Otto Sonnenholzner) y los jefes de bancada. Estuvo también el presidente de la Asamblea Nacional (César Litardo). Fue una conversación preliminar, un análisis. También hemos hecho algunas propuestas. Sin embargo, entiendo que el titular de la Legislatura liderará un espacio donde podamos profundizar el debate y ojalá llegar a consensos en ciertos temas para proponer al Ejecutivo.

¿Qué escenario les planteó el Vicepresidente?

Una situación difícil, por la caída del precio del petróleo, el hecho de que toda la actividad económica mundial esté frenada por el coronavirus. Esto nos pone una complejidad fuerte en torno al Presupuesto General del Estado.

¿Renegociar la deuda con China es una opción?

Es un elemento que le podría dar mayor flexibilidad al país. Entendemos que el Vicepresidente ha tenido conversaciones en ese sentido. La posibilidad de ver un mecanismo para disminuir la presión fiscal durante este año en medio de la crisis es positiva.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)