César Monge, director de Creo y exministro de Gobier…
El combate de Jambelí dejó una huella en los familia…
Dispositivo de conducción ósea ayuda a oír a pequeño…
Los altibajos de 25 alcaldes trazaron el rumbo de Quito
Podcast: Entérese con EL COMERCIO, 25 de julio del 2021
Argumentos enfrentados sobre el proyecto inmobiliari…
Guayaquil celebra 486 años de Fundación con actos cí…
Vicepresidente Alfredo Borrero: ‘Con vacunas u…

Expresidenta Rosalía Arteaga pide al Gobierno ecuatoriano que no formalice su candidatura a la ONU

La expresidenta ecuatoriana Rosalía Arteaga, pidió al Gobierno que no formalice su nominación a la Secretaría General de la ONU. Foto: Cuenta de Twitter de @rosaliaarteaga

La expresidenta ecuatoriana Rosalía Arteaga, pidió al Gobierno que no formalice su nominación a la Secretaría General de la ONU. Foto: Cuenta de Twitter de @rosaliaarteaga

La expresidenta ecuatoriana Rosalía Arteaga, pidió al Gobierno que no formalice su nominación a la Secretaría General de la ONU. Foto: Cuenta de Twitter de @rosaliaarteaga

La expresidenta ecuatoriana Rosalía Arteaga, propuesta por un movimiento civil internacional como candidata a la Secretaría General de la ONU, anunció este miércoles 5 de mayo de 2021 que pidió al Gobierno de su país que no formalice su nominación.

“Creo que es mejor mantener esta candidatura simbólica, de apertura hacia lo que significa la sociedad civil para llegar a poner sus candidatos”, explicó Arteaga en una conferencia de prensa remota.

La ecuatoriana, que ocupó la presidencia de su país de manera temporal en 1997, fue propuesta por Forward, un nuevo movimiento internacional liderado por jóvenes, como aspirante a la jefatura de Naciones Unidas.

El actual secretario general, António Guterres, aspira a la reelección y es, hasta ahora, el único candidato oficial, pues el resto de nombres que se han planteado no han sido respaldados oficialmente por ningún país y la organización ha optado por el momento por no tenerlos en cuenta en el proceso.

Arteaga, por su parte, aseguró que ha recibido en los últimos días expresiones de apoyo a su candidatura por parte del presidente de Ecuador, Lenin Moreno; del ministro de Relaciones Exteriores, Manuel Mejía, y de una representación del presidente electo de su país, Guillermo Lasso.

Sin embargo, explicó que pidió a las autoridades que no presenten su nombre de forma oficial ante la ONU, al considerar que su candidatura debe ser exclusivamente de la sociedad civil.

Arteaga dejó claro que no está “rechazando el apoyo del Gobierno ecuatoriano” y que lo agradece profundamente, pero señaló lo apretado de los plazos como otro de los motivos para no buscar una nominación formal.
Aunque no hay una fecha límite para la elección del próximo secretario general, cuyo mandato comenzará el 1 de enero de 2022, Gutiérrez tiene previsto defender su candidatura ya este viernes ante los Estados miembros y tiene todo de cara para ser reelegido.

A priori, sin la propuesta oficial de un Estado miembro, la candidatura de Arteaga no será tenida en cuenta, como ha ocurrido con otra media docena de nombres circulados, aunque las reglas son poco claras y están sujetas a interpretación.

Responsables de Forward apuntaron hoy que el no aceptar el respaldo oficial de Ecuador es una decisión personal de Arteaga, pero el movimiento juvenil confía en que, aún así, su candidatura pueda ser tenida en cuenta, algo que depende de los presidentes de la Asamblea General y del Consejo de Seguridad.

“Hay muchas situaciones no escritas en Naciones Unidas, algunas que se hacen simplemente desde la costumbre, desde la tradición, desde cómo se hizo en determinados momentos, pero creemos que ha llegado la hora de que la sociedad civil pueda poner candidatos, con o sin el endorso de países”, recalcó Arteaga.

La elección del secretario general, tradicionalmente un proceso opaco, se hizo algo más abierta y transparente en 2016, cuando el diplomático portugués resultó elegido entre un amplio abanico de candidatos.

El secretario general de la ONU es elegido formalmente por la Asamblea General, donde se sientan todos los países, tras una recomendación del Consejo de Seguridad, por lo que en la práctica los cinco miembros permanentes (Estados Unidos, Rusia, China, Francia y el Reino Unido) pueden vetar cualquier nombre.

Forward explica que con la nominación de Arteaga busca llevar la voz de la gente a la ONU y, por primera vez, impulsar una candidatura de la sociedad civil y no de los Gobiernos.

Junto a la expresidenta ecuatoriana, la organización ha propuesto a la argentina Paula María Bertol para el puesto de vicesecretaria general de Naciones Unidas.