Podcast: Entérese con EL COMERCIO, 30 de julio del 2021
Los alumnos conocieron el campus de la PUCE
Pugna entre Los Choneros y Los Lobos deja 113 muertos
Tres proyectos de enmiendas están pendientes en la A…
La creación de ente para protección de datos está pendiente
La vacunación en Puembo se afianza en la comunidad
Libre circulación para los completamente vacunados de El Oro
El Colegio Médico confirma el primer caso de hongo n…

Especialistas investigan el impacto del socavamiento del río Coca en la central Coca Codo

Personal de Petroecuador hizo un recorrido en las zonas afectadas por el derrame. Maquinaria llegó al lugar. Foto: Cortesía Petroecuador

Personal de Petroecuador hizo un recorrido en las zonas afectadas por el derrame. Maquinaria llegó al lugar. Foto: Cortesía Petroecuador

Imagen referencial. Los monitoreos se realizan a diario desde la zona de captación de la central Coca Codo Sinclair hasta la cascada de San Rafael, provincia de Napo. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Un grupo de especialistas nacionales de alto nivel realiza estudios sobre el impacto del socavamiento en la cuenca del río Coca en la central Coca Codo Sinclair. Este equipo fue conformado por la Corporación Eléctrica del Ecuador (Celec), informó esta entidad hoy, jueves 23 de abril del 2020.

Durante su comparecencia ante la Comisión de Desarrollo Económico de la Asamblea Nacional, Luis Vintimilla, viceministro de Electricidad, informó que la Celec ha tomado este tema muy en serio. Por esto, constituyó este grupo de trabajo con técnicos especializados en las áreas de geotecnia, geología, hidrografía, hidrología y cartografía. Este equipo hará recomendaciones de cómo actuar ante estas circunstancias.

Vintimilla mencionó que en este tema hay también “mucha información” que no corresponde a la “verdad” y que se encuentran a tiempo para tomar medidas de prevención, en el caso hipotético que el problema afecte a las obras de captación de la central hidroeléctrica. “Tenemos casi el 100% de confianza de que la central hidroeléctrica no corre un riesgo inminente, ni a mediano o largo plazo con este problema que ocurre en la cuenca del río Coca”.

Desde que se presentó el socavamiento en esta cuenca hídrica un grupo de técnicos de la Unidad de Negocio Coca Codo Sinclair realiza inspecciones en el sitio para obtener datos reales sobre la situación geológica e hidromorfológica del río. Los monitoreos se realizan a diario desde la zona de captación de la central Coca Codo Sinclair hasta la cascada de San Rafael, provincia de Napo. La distancia de análisis comprende aproximadamente 19 kilómetros.

El estudio de la hidráulica fluvial del río, aguas abajo de las obras de captación hasta la cascada de San Rafael, no forma parte de los diseños de la central Coca Codo Sinclair, por cuanto no existen obras de la hidroeléctrica en esa zona. Sin embargo, en la presente semana, está planificado realizar al menos cuatro acciones.

Entre estas, el monitoreo de avance de la actividad del río Coca con el empleo de vehículos aéreos no tripulados (drones). La identificación de sitios de alto riesgo del cauce del río, que puedan comprometer a las obras de infraestructura existentes. La selección y análisis de obras de protección para los sitios identificados y el diseño preliminar de obras de mitigación de la actividad erosiva del río.

Este tipo de trabajos no inciden en la operación de la central hidroeléctrica Coca Codo Sinclair, ubicada entre las provincias de Napo y Sucumbíos. Esta planta se encuentra operando con normalidad y entrega energía eléctrica al Sistema Nacional Interconectado (SNI), conforme los requerimientos del Operador Nacional de Energía (Cenace), precisó la Celec.

Además, la entidad aseguró que “los derrumbes que se registran en la cuenca del río Coca, a causa de la erosión del suelo no tienen ninguna repercusión en los frentes del complejo hidroeléctrico, el más grande del país, con una capacidad instalada de 1 500 megavatios (MW)”.