Transportistas quieren focalización para todas las m…
Tratarán de rescatar con drones a perros cercados po…
Salud espera vacunar contra el covid-19 a dos millon…
Sectores sociales inician protestas con cierre de ví…
El exsecretario de Estado de EE.UU. Colin Powell fal…
Bus interprovincial cae al abismo y causa la muerte …
¿Cuál es el plan del Municipio respecto a la insegur…
Ecuatorianos viajan a Perú y Brasil para llegar a EE…

173 000 trabajadores han sido desvinculados durante la emergencia sanitaria

El ministro de Trabajo, Luis Poveda, informó este viernes 12 de junio del 2020, que hasta el momento se registran 173 000 trabajadores que han sido desvinculados de sus cargos. Foto: Eduardo Terán/ EL COMERCIO.

El ministro de Trabajo, Luis Poveda, informó este viernes 12 de junio del 2020, que hasta el momento se registran 173 000 trabajadores que han sido desvinculados de sus cargos. Foto: Eduardo Terán/ EL COMERCIO.

Alrededor de 17 000 trabajadores fueron separados alegando la causal de caso fortuito o fuerza mayor, contemplada en el numeral 6 del artículo 169 del Código de Trabajo. Foto: Eduardo Terán / EL COMERCIO

El ministro de Trabajo, Luis Poveda, informó este viernes 12 de junio del 2020, que hasta el momento se registran 173 000 trabajadores que han sido desvinculados de sus cargos.

De ellos, alrededor de 17 000 fueron separados alegando la causal de caso fortuito o fuerza mayor, contemplada en el numeral 6 del artículo 169 del Código de Trabajo.

Según la norma, un contrato se puede terminar por la figura de caso fortuito o fuerza mayor cuando existan circunstancias “que imposibiliten el trabajo”, sean incendios, terremotos, tempestad, explosión, plagas del campo, guerra o por cualquier otro acontecimiento que no se puedo prever o que previsto no se pudo evitar.

El funcionario explicó en su comparecencia, sin ahondar en cifras, que en el universo de desvinculaciones hay casos por despidos intempestivos, por acuerdo entre las partes y por fuerza mayor.

Poveda admitió, además, que se han detectado casos de mal uso de la causal de fuerza mayor. “En estos tiempos de crisis nosotros hemos constatado, veríficado, que sí se ha hecho abuso”, manifestó Poveda.

En su exposición, Poveda explicó que cuando se utiliza esta figura no se genera ningún tipo de indemnización para el trabajador. ” Es más, no genera ni siquiera la bonificación por deshaucio”.

“¿Qué es lo que hacen ciertos empleadores? Pagan solamente sus derechos adquiridos, ganados (de los empleados), como es la parte proporcional de las vacaciones, alguna remuneración pendiente y si tienen algún valor pendiente: decimotercero o bono navideño, decimocuarta remuneración o bono escolar. Pero de ahí, no se paga ningún otro valor”, refirió el secretario de Estado.

El veto presidencial a la Ley de Apoyo Humanitario, enviado el pasado 9 de junio del 2020, aumenta las sanciones a los empleadores por mal uso de la causal de fuerza mayor. Si un juez determina que el empleador invocó esta figura de manera injustificada se aplicará la indemnización por despido intempestivo multiplicada por 1,5.

Como ejemplo, el Ministro describió que si un empleado gana USD 600 y un juez determina que se abusó de la causal, la indemnización se tendrá que calcular por USD 900, multiplicado por los años de servicio. El veto presidencial, afirmó,”es justamente para evitar el abuso de esta norma”.

Luego de explicar estos detalles, Poveda se despidió de la Comisión, señaló que debía atender “distintos eventos”. Ofreció disculpas y se desconectó de la sesión virtual, sin escuchar ni responder preguntas de los legisladores.

La desconexión del Ministro provocó el descontento y críticas por parte de los integrantes de la mesa legislativa. La presidenta de la Comisión, Karina Artega, se comunicó por teléfono con el Secretario de Estado, pero él se volvió a disculpar y no retornó a la sesión virtual. Ante ello, Arteaga suspendió la reunión e indicó que volverá a convocar al Ministro el lunes 15 de junio del 2020.

Suplementos digitales