Barack Obama suspende la polémica fiesta por su 60 c…
Atleta bielorrusia Tsimanouskaya llega a Varsovia ba…
La parroquia Buenos Aires, en Imbabura, continúa baj…
Ecuador buscará mayor relacionamiento de la CAN y ot…
Seis personas fallecieron en un accidente de una emb…
Cuatro generales de la Policía son cesados tras no p…
Presidente francés Macron a grupos antivacunas: R…
42 agentes metropolitanos fueron separados tras denu…

Mitad de los fondos de campaña presidencial de EE.UU. proviene de 158 familias

El financiamiento de la campaña presidencial en Estados Unidos proviene de hombres ricos y de raza blanca, afirma The New York Times. Foto: Archivo/ EL COMERCIO

El financiamiento de la campaña presidencial en Estados Unidos proviene de hombres ricos y de raza blanca, afirma The New York Times. Foto: Archivo/ EL COMERCIO

El financiamiento de la campaña presidencial en Estados Unidos proviene de hombres ricos y de raza blanca, afirma The New York Times. Foto: Archivo/ EL COMERCIO

La mitad de lo recaudado para la campaña presidencial de EE.UU. proviene de solo 158 familias, la mayoría blancos y ricos, según publica hoy, 10 de octubre del 2015, The New York Times.

Las fortunas proceden especialmente de hombres de negocios que han cosechado sus fortunas dedicándose a las finanzas y al sector energético y que quieren tener buena relación con la clase política.

Los hombres predominan por encima de las mujeres, y los blancos sobre los de raza negra.

Las 158 familias contabilizadas por el diario dedicaron a la carrera por la Casa Blanca de precandidatos tanto demócratas como republicanos USD 176 millones.

Según The New York Times, hay que remontarse a los tiempos del Watergate para encontrar un periodo preelectoral en el que se dedicara tanto dinero y a tantos meses de las elecciones.

Aunque los USD 176 millones se han destinado tanto a precandidatos republicanos como demócratas, la investigación del diario señala que más de la mitad de las donaciones fueron a parar al partido conservador, cuyo líder en las encuestas por ahora es el multimillonario Donald Trump.

Detrás estaría la lógica de buscar regulaciones más flexibles y menos impositivas para sus negocios.

La de las fortunas provienen de fondos de inversión en Nueva York, o las consiguieron haciéndose con contratos de petróleo a bajo precio en Texas o gracias a la industria más potente de Hollywood.

Tan solo una veintena nacieron fuera de EE.UU.