Clausura de 9 establecimientos y suspensión de event…
Policía encuentra a niña que había sido reportada co…
Familias acudieron al Parque Bicentenario, este sába…
Ecuador registra 438 108 casos de covid-19; 987 cont…
En dos calles del Centro Histórico de Quito hubo agl…
Usuarios alertan de estafa en WhatsApp con supuestas…
¿Lluvias y bajas temperaturas seguirán en Quito en j…
¿Qué preguntan en la entrevista de la visa para Esta…

Dos hombres murieron por inhalar monóxido de carbono en el norte de Quito

Miembros de la Policía se cubrieron y tomaron medidas de seguridad para rescatar a los cuerpos de los fallecidos. Foto: Diego Pallero/ EL COMERCIO

Miembros de la Policía se cubrieron y tomaron medidas de seguridad para rescatar a los cuerpos de los fallecidos. Foto: Diego Pallero/ EL COMERCIO

Miembros de la Policía se cubrieron y tomaron medidas de seguridad para rescatar a los cuerpos de los fallecidos. Foto: Diego Pallero/ EL COMERCIO

Dos hombres que se encontraban realizando una succión de agua en una cisterna murieron hoy, 19 de noviembre del 2014. El hecho se produjo en el edificio Green Park, ubicado en las calles Los Comicios y Agustín Azkúnaga, en el sector del Quito Tenis, en el norte de Quito.

De acuerdo con el capitán Henry Silva, Jefe del Distrito Centro, los dos individuos de 30 y 40 años habrían ingresado a la cisterna aproximadamente a las 09:00. A las 11:00 los bomberos recibieron la alerta y acudieron al sitio, indicó Silva.

Las víctimas estaban realizando la succión de agua de una cisterna ubicada junto al cuarto de bombas en el último subsuelo del edificio, cuando empezó a salir monóxido de carbono de la bomba que estaban utilizando para realizar el trabajo.

Según indicó Silva, se trataba de una bomba de motor de cuatro tiempos, que funciona con gasolina y, al parecer, habría emanado monóxido de carbono.

Al lugar llegaron miembros del Cuerpo de Bomberos de Quito, la Policía Nacional, el Ecu-911 y agentes de Medicina Legal, quienes hicieron el levantamiento de los cadáveres.

Para el rescate de los cuerpos, los bomberos tuvieron que ventilar el sitio y emplear equipos especiales ya que la atmósfera se encontraba contaminada y no permitía el ingreso de personas, señaló Silva.