Geofísico registra enjambre sísmico en volcán Sangay…
Papa acepta renuncia de Arzobispo de París, por rela…
Blinken pide a Rusia que respete soberanía de Ucrania
Cooperativas quieren sacar a chulqueros de los mercados
Fiscalización indagará tres contratos cuestionados
La eliminación de IVA requiere ajustes
David Hurtado dedicó el oro a su abuelo
La mascarilla es el arma más poderosa contra el covid-19

Playas de Ecuador se alistan para reapertura progresiva; falta la lista oficial

Las playas de Montañita cuentan con cámaras de videovigilancia para controlar la aglomeración de personas. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

Las playas de Montañita cuentan con cámaras de videovigilancia para controlar la aglomeración de personas. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

Las playas de Montañita cuentan con cámaras de videovigilancia para controlar la aglomeración de personas. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

En la provincia de Santa Elena solo Ayangue y Montañita fueron mencionadas como parte del plan piloto de reapertura progresiva de 60 playas para este miércoles 22 de julio del 2020.

El sector turístico de las comunas tiene sus temores, ya que al limitar el número de playas podría acarrear un exceso de concurrencia de turistas a los dos balnearios.

Unas ‘pocas’ de esas playas iniciarán con el plan piloto el miércoles, fecha autorizada por el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) nacional, informó el pasado viernes 17 de julio en Santa Elena la ministra de Gobierno, María Paula Romo.

La reapertura progresiva dependerá de la evaluación sanitaria de cada lugar. Y de la instalación de la plataforma tecnológica del plan Distancia2, que incluye un sistema de cámaras y megafonía, que también brinda respuesta a las alertas de tsunami.

“En Santa Elena, por ejemplo, hay playas que no cuentan con el sistema, estamos trabajando con el ECU-911 y los alcaldes para que tengan la tecnología y estén listos para una eventual apertura”, indicó Romo. Dijo “ojalá” el 22 de julio se empiece con unas pocas playas y en el transcurso de las próximas semanas se irán sumando nuevos lugares para una apertura cuidadosa.

Montañita ha iniciado un proceso de preparación “contrarreloj” para la apertura. Pero se debate entre las ansias del sector turístico por volver a facturar luego de cuatro meses y el temor de ser tomada como “conejillos de Indias”, en palabras de Carlos Abad, presidente de la Cámara de Turismo de Santa Elena.

“Creemos que abrir solo dos playas puede ser contraproducente, sería mejor que los turistas se distribuyan en un número mucho mayor de opciones”, indicó Abad, empresario turístico de Montañita.

El reto supone el control de visitantes y de la informalidad, la capacidad de carga de bañistas, uso de parqueos, la activación de salvavidas y guardias comunales. En Montañita no saben si estarán preparados para reabrir el miércoles. De lo contrario sería establecer una fecha cercana.

En Manabí aún no se define un listado oficial de playas. En el caso de Crucita, el COE de Portoviejo anunció que sí se abrirá, pero se redoblarán las medidas de seguridad.

Los controles serán estrictos, porque hace una semana se aglomeraron más de 400 bañistas. Este fin de semana estaban previstos operativos de policías y militares.

En Manta, la playa que funcionará es El Murciélago, como plan piloto. Si se logran controlar las aglomeraciones y cumplir con las normas de seguridad se abrirán Tarqui, Santa Marianita y San Mateo.

Puerto López
también decidió que reabrirá la playa y el muelle, pero habrá controles constantes para evitar concentraciones. Las playas del norte de Manabí, en cambio, aún no deciden la apertura.

En Esmeraldas, el sector turístico de Atacames espera que el aumento de casos de covid-19 en Quito no cambie sus planes. Esta zona espera a los turistas quiteños, sus principales visitantes.

Juan Zapata, director general del ECU 911, informó que las autoridades analizaron incluso replantear la fecha ante el aumento de casos en la capital y la provincia de Santo Domingo de los Tsáchilas.

La Dirección de Turismo del Municipio de Atacames y la Coordinación Zonal de Turismo han calificado para su entrada en funcionamiento a 35 hoteles y cinco restaurantes. Otros 40 están pendientes, mientras cumplen las normas de bioseguridad.

En Atacames se realizó la zonificación de un área de 100 m2 para ubicar 10 parasoles, cada uno con sombrillas y dos bancas, como medida de distanciamiento físico.

El ECU-911 trabaja en la instalación de la plataforma Distancia 2, que estará lista para la reapertura de Atacames, Tonsupa y Same, en el sur de la provincia de Esmeraldas. Se ha avanzado en un 40% en la puesta a punto de las 37 cámaras que están en las playas.

Los sistemas permitirán vigilar que se cumpla con las normas de distanciamiento, realizar anuncios o advertencia a través del sistema megáfono e incluso evacuar la playa en caso de incumplimientos.

El Ministerio de Turismo informó que el 8 de julio se presentó al COE nacional el Protocolo General de Bioseguridad para Playas, al momento de su reapertura en el contexto de la emergencia sanitaria.

El documento está en revisión y espera su aprobación, previo a la difusión e implementación de los municipios, apuntó la Cartera de Estado.

La que sí está aprobada es la Guía General de Medidas de Bioseguridad para Destinos Turísticos, disponible para uso de cabildos y los protocolos de restaurantes y hoteles.

En contexto

Los balnearios están cerrados desde hace cuatro meses a causa de la emergencia sanitaria. El Gobierno anunció la reapertura progresiva de 60 playas desde el 22 de julio. Pero todavía no hay una lista oficial, mientras los municipios se preparan.

Suplementos digitales