16 de marzo de 2019 00:00

11 aspirantes a la Prefectura de Imbabura y 10 a Alcaldía de Ibarra

Las gigantografías son los elementos más  utilizados en la capital de Imbabura.

Las gigantografías son los elementos más utilizados en la capital de Imbabura. Foto: Álvaro Pineda para EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 3
Sorprendido 0
Contento 1
Washington Benalcázar y
José Luis Rosales (I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Al ritmo de las canciones de moda y con la letra adaptada a sus propuestas, los 10 aspirantes a la Alcaldía de Ibarra y 11 a la Prefectura de Imbabura apresuran sus recorridos en sectores urbanos y rurales.

Es una suerte de carrera a contrarreloj a cinco días de que finalice la campaña electoral para las elecciones.

Los postulantes realizan visitas caminando, en automotores y hasta en bicicleta. A su paso, los políticos y sus seguidores regalan cajas de fósforos, llaveros, gorras, camisetas, banderas, entre lo más usual.

El objetivo es atraer la atención del electorado que por primera vez deberá elegir entre una decena de candidatos que sueñan con administrar el Cabildo y 11, la Prefectura.

Son cifras récord frente al promedio de cuatro que terciaban en los anteriores comicios seccionales. En las elecciones del 2014, por ejemplo, se midieron tres aspirantes al Municipio y tres al gobierno descentralizado provincial.

Esa vez, Álvaro Castillo fue elegido Burgomaestre de Ibarra. El político, que preside el Partido Avanza a escala nacional, busca la reelección auspiciado por el grupo Alianza Todos por Ibarra, que integra a seis organizaciones.

Es la versión local de la Alianza Todos por Imbabura, formada por siete agrupaciones, que también promueven la continuidad de Pablo Jurado a la Prefectura.

Entre los que integran esta coalición a favor de Castillo y Jurado está el Partido Social Cristiano (PSC), cuyo máximo líder, Jaime Nebot, llegó a la ‘Provincia de los Lagos’ la semana anterior, para recorrer las calles promocionando a sus nuevos aliados.

Candidatos inscritos en Imbabura></div>
<p id=
Una tarea parecida realizó Guillermo Lasso, líder nacional del Movimiento Creo, que arribó a la capital de Imbabura para respaldar a sus cuadros: Erika Machado, aspirante a la Prefectura, y Fausto Yépez, a la Alcaldía.

Otro que le apostó a la fama de experimentados políticos fue Otto Ayala, aspirante a alcalde por la Alianza Fuerza del Cambio (7-3). A inicio de este mes recorrió los mercados y las calles junto al expresidente Lucio Gutiérrez, del Partido Sociedad Patriótica.

De las 10 organizaciones políticas que están en la lid para la Alcaldía ibarreña, tres le han apostado a las alianzas. Mientras que 3 de los 11 postulantes corren bajo una alianza.

Andrea Scacco, que busca ser la primera alcaldesa de Ibarra por el Movimiento Únete, considera que es mejor ir solos, porque buscar apoyo refleja una debilidad.

Ella es considerada la principal contrincante de Castillo, ha sido concejala por tres períodos consecutivos. En las dos anteriores ocasiones se postuló en las mismas agrupaciones políticas que el actual Alcalde.

Al igual que el resto de candidatos para esta dignidad, ofrece mejorar la seguridad y generar fuentes de trabajo. Su campaña la realiza puerta a puerta y a través de las redes sociales.

En una de esas intervenciones ofrece eliminar los radares móviles que sancionan los excesos de velocidad.

Otro que decidió retornar a la arena política es Alfonso Pasquel, que fue alcalde en el período de 1988 a 1992. Entre las ofertas de campaña de este militante de la Unión Ecuatoriana está remodelar el Mercado Amazonas, el principal.

Este se ha vuelto la bandera de lucha de todos los participantes en la contienda. Rubén Congo, del Movimiento Justicia Social, incluso propone modernizarlo con una visión internacional, para que pueda competir con las grandes cadenas de supermercados.

Otra persona con experiencia en el Cabildo es Hilda Herrera, que tercia en estos comicios con la Alianza Juntos por el Cambio. Ha sido concejala en tres ocasiones.

Los nuevos rostros de la política local son Carlos Posso, José Elías Moreno, Ángel Checa y Fausto Yépez.

Mientras tanto, los ejes de trabajo de los candidatos a la Prefectura giran en torno a la necesidad de apuntalar el turismo, la vialidad y el riego.
Uno de los más jóvenes es Juan Manuel Mantilla, de Únete, quien fue concejal por Alianza País. Uno de sus distintivos ha sido el uso de una bicicleta. Con ella recorre una carretera de la zona rural deteriorada. Ahí anuncia que una de sus acciones será adoquinar y asfaltar 1 000 kilómetros de vías. También ofrece ciclorrutas.

Hay ofertas variadas. Mientras Erika Machado ofrece crear una tarjeta viajera, con descuentos en los lugares turísticos de Imbabura, Santiago Garrido promete reducir sueldos de 32 jefaturas para disminuir el gasto corriente.

Ese dinero -asegura- lo invertirá en iniciativas como facilitar buses para que los ciudadanos conozcan los 27 lagos y lagunas de la provincia.

Guillermo Gavilanes, entre tanto, anunció que de ser electo una de las primeras acciones será comprar tractores para distribuir entre las 36 juntas parroquiales de la provincia y así apoyar la agricultura.

Igualmente, Amanda Hidrobo, Héctor Almeida, Mauricio Rosales, Marcos Martínez y Vinicio Roldán le apuestan al desarrollo agropecuario.
Mientras que Ángel López ofrece levantar un teleférico entre Cuicocha y Cotacachi.
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (3)