23 de septiembre de 2015 15:25

Un proyecto piloto busca que músicos nacionales vendan sus creaciones a través de comercios informales

IEPI

Autoridades del Instituto Ecuatoriano de Propiedad Intelectual (IEPI) se reunieron en Guayaquil con comerciantes de productos audiovisuales. Foto: Cortesía IEPI

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 2
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 6
Alexander García
Quito

El Instituto Ecuatoriano de Propiedad Intelectual (IEPI) inició un proceso de regulación y legalización a distribuidores de productos audiovisuales del país. El plan piloto “de capacitación y control” inició de manera formal este martes 22 de septiembre en una jornada de trabajo con comerciantes de Guayaquil.

El proyecto busca que, inicialmente, los titulares de las creaciones ecuatorianas puedan otorgar licencias de comercialización de su música o de sus películas a las asociaciones de comerciantes, con el fin de que se distribuyan productos originales, de forma legal. El IEPI confía en que el pago de los derechos de autor pueda generar un impulso a la industria nacional.

Un proyecto de comercialización de películas ecuatorianas originales a USD 5 en los comercios asociados cumplió cinco años, pero se pretende ampliar el espectro. “Los músicos también han entrado en este circuito, aunque no en la misma medida que los cineastas. Pero ya existen cantautores ecuatorianos que han licenciado sus creaciones a las asociaciones”, informó Hernán Núñez Rocha, director Ejecutivo del IEPI.

El funcionario explicó que las estrategias de persecución a los comercios informales, o 'piratas', no han dado resultados ni en el Ecuador ni en otros países de la región. “Tenemos que buscar otros mecanismos para encontrar resultados distintos, y equilibrar el derecho a la propiedad intelectual con el derecho al acceso a la cultura, o el derecho al trabajo”, agregó.

La entidad estima que en el país existen entre 50 000 y 60 000 establecimientos a escala nacional que infringen los derechos de propiedad intelectual. Y plantea que los comercios legalicen primero la comercialización de los títulos nacionales, para luego pensar en avanzar al mercado iberoamericano.

En Guayaquil las autoridades de Propiedad Intelectual se reunieron con representantes de la Asociación Ecuatoriana de Comerciantes y Distribuidores de Productos Audiovisuales y Conexos (Asecopac). En el plan piloto, cuyos avances serán evaluados en diciembre próximo, se trabajará con otras dos de las asociaciones más representantitas. Las tres agrupaciones, no obstante, representan solo un 3% de la totalidad de los establecimientos en el país.

Omaira Moscoso, presidente de Asecopac, indicó que los miembros de la asociación están dispuestos a avanzar en la comercialización de productos ecuatorianos totalmente originales. “Desde hace cuatro años estamos vendiendo películas nacionales con cero piratería. Esperamos que lo mismo ocurra con la música. Queremos que nuestra actividad sirva también al desarrollo de nuestra cultura”, indicó.

Moscoso invitó a los comerciantes que están fuera del proceso a unirse al proceso de legalización. “Ahora entramos a una fase de control, y tenemos que estar preparados con todos los permisos y la documentación”, advirtió.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (4)