26 de May de 2010 00:00

La venta de discos requiere de talento

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Redacción Espectáculos

Cada vez se vuelve más difícil para los artistas lograr altas cifras en ventas de discos originales. Las nuevas tecnologías y la piratería han sido algunos de sus enemigos.

El productor Jorge Luis Bohórquez y Fernando Pacheco (cantautor y baterista, ex Tomback) afirman que en el mercado un disco termina por duplicar o triplicar su valor, debido a transporte, impuestos, intermediarios y otros aspectos.

Un valor referencial de un trabajo terminado es USD 3,50 bajo el sello de Discos del Mundo a un intermediario, según Felipe Jácome (también integrante de Tercer Mundo). Al final, el material llega al mercado tradicional por entre USD 10 ó 12.

La tendencia creciente de bajar canciones de Internet o de comprar colecciones completas por un par de dólares ha hecho que los artistas busquen estrategias de difusión creativas. El reto es abaratar costos y hacer que su trabajo llegue directamente a sus fans.

A mediados del año pasado, Pacheco terminó su CD ‘Fantasías y desventuras’ y vio como un riesgo ponerlo en el mercado, pues en horas podrían salir copias ilegales.

Por eso prefirió ser -por 25 días- un vendedor ambulante más en las principales esquinas de Quito. Lucía grandes argollas, una peluca larga y ondulada y a veces un abrigo para convertirse en su personaje, el ‘Pirata original’, en julio del 2009. De auto en auto vendió 1200 unidades, a USD 5. Siente que logró su objetivo: “Yo buscaba llegar a la conciencia y al corazón de la gente y creo que lo hice. Por eso me lo compraron”.

Jácome dice que el disco de Tercer Mundo, ‘El rock no ha muerto’ (1995), fue uno de los más vendidos. Era su primer CD, y salió también en acetato y casete. Vendieron 15 000 copias en tiendas. Aunque fue una buena cifra, el músico cree que en el país los artistas locales no han tenido verdaderos ‘booms’ en ventas en tiendas de discos tradicionales.

Pero acepta que el mercado está afectado. Y eso ha hecho que se cambie la forma de promoción. Una alternativa es la que tomó Jorge Luis del Hierro, quien vendía sus discos en centros comerciales. Su ex productor, Jorge Luis Bohórquez, dice que vendieron hasta 10 000 copias por esta vía, a menor precio, y con el ‘plus’ del autógrafo del artista en el CD.

En diciembre del 2009 Del Hierro, Daniel Betancourth, Los Intrépidos, Mikel Cedeño (del programa ‘Pequeños brillantes’) y el coro de Borkis Enterteintment (la firma de Bohórquez), grabaron un CD navideño. En un fin de semana vendieron 8 000 copias en cadenas como De Prati y Fybeca.

Esta estrategia de Borkis es una respuesta a una realidad, como lo define su director: “Estamos en la era donde menos discos se venden, pero paradójicamente donde más música se usa. La clave está en encontrar canales de distribución y entregarle a la gente un disco a un precio razonable”.

Por eso, Bohórquez aplaude la iniciativa de Juan Fernando Velasco de lanzar a USD 5 su disco ‘Con toda el alma’, con este Diario. El éxito de 25 000 copias vendidas en tres horas motivó a que el artista sacara 30 000 más, esta vez con El Universo. Esta tanda también se agotó en un solo día.

Para Velasco, el que se hayan vendido tantos discos es un éxito que se basa en dos factores: la distribución masiva de un producto de calidad a un precio accesible, y la idea de la gente de obtener un disco original que quiera atesorar. Agrega que la vida útil de un CD original es más larga que la de un disco pirata.

Según el cantante quiteño, con este método se ha abierto un canal extraordinario para la distribución de música. El futuro de la industria, sigue Velasco, está en la creatividad de difusión.

Velasco comercializa desde ayer en iTunes (programa de descarga de música) las canciones de ‘Con toda el alma’.

Ventas locas en el extranjero

Los mecanismos novedosos de distribución de discos han tenido éxito en el exterior. Uno fue el lanzamiento de ‘Clásicos de La Provincia II’, del colombiano Carlos Vives. El CD se distribuyó en la cadena de megaalmacenes Éxito, que vendió los discos a 15 900 pesos (USD 8 aprox.), casi la mitad del costo usual en Colombia.

El día de la presentación, en octubre del 2009, 42 500 discos se vendieron, según diario El Tiempo. Se calculó que, en promedio, un colombiano compró un disco cada segundo, en 12 horas. Este fue un récord que ni Vives ni los empresarios calcularon.

Otro caso es el del cantaor Diego El Cigala, quien lanzó su CD-Libro ‘Dos lágrimas’ con diario El País. El disco entró al mercado tradicional tres meses después, pero al cumplirse seis meses de su estreno, la cifra de ventas era de 150 000 copias.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)