19 de mayo de 2017 17:41

El uso excesivo del celular lesiona su cuello, muñecas y dedos pulgares

Lleve un celular con la carga de batería completa cuando salga a una caminata. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Imagen referencial. Los dolores aparecen porque muchas personas chatean acostadas, ejerciendo peso en un solo sector del cuerpo. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 1
Indiferente 1
Sorprendido 1
Contento 0
Paola Gavilanes
Redactora (I)

Dolor de cabeza, en los dedos pulgares (Tendinitis de De Quervain), en las muñecas y en la musculatura del cuello son algunas de las molestias que causa el uso excesivo del celular en las personas de todas las edades.

De acuerdo con un estudio publicado por Apple, todos los días los usuarios de iPhone lo desbloquean alrededor de 80 veces. “Eso supone unas cinco horas pegados a la pantalla del celular, una vez cada 12 minutos”.

Un estudio de Alcatel Lucent, en cambio, publicó que una persona, en promedio, mira el teléfono celular más de 150 veces al día. Añadió que el 73% de los usuarios en el mundo entra en pánico si no siente su teléfono o lo pierde.

La cifra es alta porque hombres y mujeres utilizan el celular aún sin necesitarlo, y la mayor parte del tiempo lo hacen para interactuar en las redes sociales: Facebook, Twitter, Instagram. Lo hacen mientras caminan, mientras comen e incluso cuando conducen.

Alcatel Lucent confirmó aquello al revelar que el 38% de encuestados ha navegado en Internet desde el baño y el 28% lee sobre productos mientras compra o hace mercado.

Además del uso excesivo del celular, esas molestias se producen, según el fisioterapeuta Mauricio Toapanta, por la repetición de vicios posturales. La mayoría de la gente maneja el teléfono celular con una sola mano, generando estrés sobre el dedo pulgar. El grado de complicación depende del tamaño del celular, pues cada vez son más grandes.

Los dolores también aparecen porque muchas personas chatean acostadas, ejerciendo peso en un solo sector del cuerpo. En esos casos Isabel Viteri, Jefe de Fisioterapia Biodimed, recomienda mantener el móvil a una distancia prudencial: entre 30 y 35 centímetros desde el ojo a la mano que lo sostiene.

Otro grupo de usuarios, en cambio, flexiona o extiende demasiado el cuello para recibir sus mensajes. Lo ideal, según el fisioterapeuta es que las personas sostengan el artefacto con ambas manos a la altura de los ojos y que descansen entre dos y tres minutos cada 10 minutos de trabajo con el celular. Esa pausa activa debe contemplar ejercicios que relajen los músculos y articulaciones del cuello, brazos y muñeca.

Otra razón por la que se producen dolores en las partes laterales del cuello es porque las personas presionan durante mucho tiempo su oreja contra el hombro para atender alguna llamada. Para evitarlos, Toapanta recomienda usar manos libres. Así podrá manejar su celular sin exponer su salud.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (1)