21 de marzo de 2016 11:13

Alarma en el Gran Arrecife de Coral australiano por altas temperaturas

Los corales de esta reserva natural australiana mueren a un paso acelerado debido a las altas temperaturas. Foto: Pixabay

Los corales de esta reserva natural australiana mueren a un paso acelerado debido a las altas temperaturas. Foto: Pixabay

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 1
Triste 3
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia DPA

Los corales están muriendo a una escala alarmante debido a las altas temperaturas del agua en la Gran Barrera de Coral en Australia, considerado el mayor arrecife de coral del mundo, informó este lunes 21 de marzo de 2016 la autoridad que supervisa el Great Barrier Reef, la GBRMPA.

En la parte norte de la Gran Barrera han muerto hasta el 50% de los corales, por lo que se emitió el nivel de alerta máxima, el 3, indicó Russell Reichelt de la GBRMPA. En ese nivel se da una considerable decoloración de los corales.

"En febrero, la temperatura del agua en la costa norte de Queensland fue en la superficie de unos sorprendentes 33 grados", informó el Consejo Climático, una entidad científica. "Probablemente vamos a perder la mayoría de corales en los próximos entre 30 y 40 años si seguimos quemando combustibles fósiles y seguimos calentando (el planeta) como hasta ahora".

La última gran decoloración de corales tuvo lugar en 1996. Entonces la Gran Barrera perdió en Queensland cerca del diez por ciento de sus corales. "Los corales en el norte de la Barrera han estado en un agua cálida durante meses. El estrés por el calor hace que los corales no puedan con ello", explica el director del GBRMPA, Russell Reichelt.

Por el momento, agrega, sólo está afectada una parte de la Barrera. Las autoridades han elevado el nivel de alerta y, con ello, se mejorarán las medias de vigilancia y protección. "Entre ellas figuran una reducción de las sustancias nutritivas y depósitos que (de los campos) van al mar", así como medidas para reducir las emisiones dañinas para el medio ambiente.

Los corales son cnidarios que viven en plena simbiosis con las algas. Las algas le procuran alimento, pero segregan veneno cuando las altas temperaturas se mantienen de forma constante.

Los corales lo repelen y primero pierden su color y después mueren si las algas no anidan en ellos. Pero los corales se pueden recuperar. El fenómeno climático El Niño, que reaparece cada par de años, suele generar que se registren temperaturas elevadas en el Pacífico, lo que provoca alteraciones en el clima, en algunas regiones provoca sequía y en otras fuertes precipitaciones e inundaciones.

El Ministerio australiano de Medio Ambiente anunció medios adicionales para investigar los corales. Se destinarán en los próximos diez años más de USD 1 521 millones para proteger los corales, informó el ministro de Medio Ambiente Greg Hunt.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (0)