El empleo y la economía

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 50
Triste 6
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 6

Las nuevas nomenclaturas para catalogar el empleo, que se debatieron en su momento, modificaron las etiquetas de otros tiempos.Antes se hablaba de pleno empleo, subempleo y desempleo. Hoy otras teorías introducen la denominación de empleo inadecuado.

Con esos nuevos parámetros, el Instituto de Estadística y Censos (INEC) entregó las últimas cifras oficiales.

Como punto de reflexión cabe recordar que, a raíz de la caída de los precios del petróleo, el mapa económico del Ecuador cambió. Un Presupuesto que venía creciendo sin pausa desde el año 2008 hubo de recortarse en enero en USD 1 400 millones. Luego se concretaron esfuerzos por lograr nuevos empréstitos y se colocaron bonos. Además, las medidas de imponer sobretasas a las salvaguardias arancelarias movieron la estructura de importaciones y la economía se ajustó con indicios de contracción.

Así, las consecuencias de esta circunstancia exógena impactan en el aspecto socioeconómico. El INEC considera empleo inadecuado a aquel que no completa parámetros mínimos en horas de trabajo (40 semanales) ni rango de ingresos menores a la remuneración mínima.

Con la reducción de la actividad empresarial, en junio 3,6 millones de ecuatorianos se encontraban en la lista de empleo inadecuado. Esta cifra equivale al 49,7% de la población. Las personas con empleo que el Régimen considera adecuado son el 45,9% , mientras que los desempleados, el 4,47%. Es la foto de un momento complicado.