Los hermanos Patricio (izquierda) y Paúl Guamán son los desarrolladores de la aplicación Rutas Escolares. Foto: Francisco Moreno / EL COMERCIO

Los hermanos Patricio (izquierda) y Paúl Guamán son los desarrolladores de la aplicación Rutas Escolares. Foto: Francisco Moreno / EL COMERCIO

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (11)
No (3)

TECNOLOGÍA

Esta aplicación ayuda a los padres a monitorear el transporte escolar de sus hijos

Francisco Moreno
Coordinador (I)

La aplicación de geolocalización para transporte escolar llegó para tranquilizar a los padres de familia. Una de las preocupaciones que tienen después de subir a sus hijos en el transporte escolar es saber si llegaron bien.

Con la ‘app’ Rutas Escolares, desarrollado por la empresa ecuatoriana Geocommerce, la incertidumbre se borra. Esta aplicación emite la ubicación del transporte que lleva al menor a su institución educativa a través de la localización GPS, explican los hermanos Paúl y Patricio Guamán, desarrolladores de la aplicación. El servicio está disponible en las tiendas iOS y Android de manera gratuita. Sin embargo, los usuarios también pueden acceder a través de la navegación web.

Cada estudiante que utiliza el transporte de la institución que ha contratado el servicio cuenta con un usuario y una contraseña que es entregada a los padres de familia. Con esta puede ingresar en la aplicación o a través de cualquier navegador.

Rutas Escolares

Desde ese momento se despliega un mapa que ubica la institución y el bus en movimiento. Este último viaja a por la ciudad hasta que llega a su destino. Al llegar emite una notificación que alerta al usuario que la unidad de transporte está en la institución o el alumno está ya en su hogar. 

Los hermanos Guamán explican que, por seguridad, las notificaciones solo pueden ser entregadas si el usuario está conectado al servicio, es decir, si quien monitorea el transporte cierra la aplicación ya no recibirá el dato de llegada o salida del alumno. Pero existe un historial que guarda la información de todo lo que sucedió mientras el usuario no estaba conectado.

Rutas Escolares, explican sus creadores, nació con la intención de crear una solución que ayude al padre saber dónde y cómo está el recorrido que transporta a su hijo. Además de que llegó como una ayuda para los departamentos de transporte de las instituciones.

Patricio cuenta que cuando llegaron a los establecimientos educativos “encontramos de todo”, desde carpetas con la información de cada alumno que usa el transporte escolar, que incluían los croquis de cada hogar, hasta mapas en las paredes en los que se destacaban las rutas de cada unidad con hilos de diferentes colores.

Con Rutas Escolares, para visualizar a cada unidad, los ayudantes de los conductores ingresan al sistema con su usuario y clave y desde ese momento el bus se vuelve visible para los usuarios. Asimismo, el coordinador del transporte, en base, verifica que las busetas estén conectadas y emitiendo información.

Además, con la aplicación el coordinador tiene la lista de los estudiantes de cada unidad y organizar quiénes la usaran día a día o durante la semana. Para esto se emiten, cada mañana, las órdenes de trabajo con el listado de alumnos por recoger o dejar en los hogares.

Hasta ahora existen alrededor de 3 500 estudiantes de cinco instituciones en Quito que utilizan el servicio de Rutas Escolares que oferta la firma Geocommerce. Y son unas 150 unidades de transporte que son monitoreadas.