1 de septiembre de 2016 21:06

Paraguay venció a Chile por 2-1 y escaló a posiciones de vanguardia

El paraguayo Gustavo Gomez (izq.) y el chileno Eduargo Vargas  disputan el balón en el cotejo realizado en Asunción. Foto: Gustavo Segovia/ AFP

El paraguayo Gustavo Gomez (izq.) y el chileno Eduargo Vargas disputan el balón en el cotejo realizado en Asunción. Foto: Gustavo Segovia/ AFP

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Agencia DPA

La selección paraguaya de fútbol derrotó a Chile por 2-1 y se metió en el grupo de vanguardia de la eliminatoria mundialista sudamericana, en el partido que cerró la séptima fecha.

Al local le bastaron ocho minutos para doblegar al bicampeón de América con goles de Oscar Romero a los 5' y Paulo Da Silva a los 8', mientras que el descuento de Chile, que terminó con 10 por expulsión de Gary Medel, estuvo a cargo de Arturo Vidal, a los 36 minutos.

Fue la primera presentación pública del equipo guaraní, que desde el 6 de agosto tiene como entrenador al paraguayo Francisco Arce, sustituto del argentino Ramón Díaz, quien renunció en junio, después de la Copa América Centenario.

La visita llega entonada a este compromiso, por los dos títulos continentales consecutivos, pero con ausencias importantes que podrían incidir en el rendimiento del equipo. Una de ellas es la del portero y capitán Claudio Bravo, quien pasó del Barcelona al Manchester City e invocó razones familiares para no estar con la selección en estos partidos ante Paraguay y el martes próximo frente a Bolivia, en Santiago.

El entrenador Juan Antonio Pizzi no contará tampoco con Johnny Herrera, Gonzalo Jara y Marcelo Díaz, aunque Arturo Vidal, una de sus principales figuras, confía que igualmente se podrá obtener una victoria ante Paraguay.

Arce tiene alguna duda en la portería y en el ataque, aunque a juzgar por los entrenamientos de esta semana es posible que Diego Barreto, de Olimpia, ocupe la portería y Justo Villar sea reservado para utilizarlo el martes, en Montevideo, frente a Uruguay.

La responsabilidad del ataque paraguayo sería encargada a Darío Lezcano y Federico Santander, aunque está convocado y es una opción Roque Santa Cruz, uno de los futbolistas de más experiencia, que esta temporada volvió a su país para jugar en Olimpia.

El juego aéreo y los remates libres son las armas más conocidas de Paraguay, aunque Santander admitió, en rueda de prensa, que "también se tratará de jugar por abajo" y sorprender al rival. "Paraguay no tiene margen de error para ganar a Chile, una de las mejores selecciones de Sudamérica en este momento", declaró el centrocampista Cristian Riveros. Vidal reconoció también el poderío de Paraguay, pero dijo que Chile debe imponer su jerarquía. "Somos la selección más fuerte del mundo, y esperamos en estos dos partidos, y en todos los duelos que nos toque jugar, demostrarlo desde el inicio hasta el final", dijo el jugador del Bayern Múnich. Chile ocupa la cuarta posición de la tabla con 10 puntos, tres por debajo de los líderes Uruguay y Ecuador, que suman 13 y que son escoltados por Argentina con 11 unidades. Paraguay está séptimo, con 9 puntos pero si gana todos los partidos de local y consigue rescatar algún punto de visita, entonces tendrá grandes posibilidades de estar en el Mundial de Rusia. Paraguay y Chile jugarán en el estadio Defensores del Chaco, de Asunción, a las 00:00 GMT con el arbitraje del argentino Néstor Pitana, quien será asistido por sus compatriotas Hernán Maidana y Juan Pablo Belatti. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (1)