24 de julio de 2017 11:57

Michell Deller: ‘El fútbol ecuatoriano no es democrático’

Entrevista a Michell Deller/ directivo del Independiente del Valle. Foto: Archivo/ EL COMERCIO.

Entrevista a Michell Deller/ directivo del Independiente del Valle. Foto: Archivo/ EL COMERCIO.

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 6
Sorprendido 0
Contento 12
Tito Rosales Cox

¿Por qué los clubes en Ecuador no han logrado sostener las divisiones formativas, contrario a lo que pasa en el Independiente del Valle?

Cada país tiene su realidad. Colombia tiene formativas bien estructuras, Perú trabaja mejor a nivel de asociación, Chile lo hace bien y eso lo proyecta hacia la federación, Argentina y Brasil son distintos porque los chicos empiezan con baby fútbol. En Ecuador, el único torneo importante a escala de formativas es el de diario El Universo, en Guayaquil, y el resto es un problema. Y de allí por distintas razones en los clubes hay unos que priorizan gastar más en el equipo profesional. Esto va a seguir en caso de que no se estructure un plan global.

¿Qué falta para lograr esa masificación?

No es bueno responder lo de otro. Yo lo haré por Independiente, pero sí se puede ver que la mayoría destina sus presupuestos al área profesional, más que a las otras partes de la organización. Pero hay que tener conciencia y ser más responsable.

Pero hay un contraste con lo que hizo el Delfín en este semestre, con poco dinero y sin tener formativas estructuradas. ¿Por qué?

Es poco usual esto en el fútbol. Ya pasó con el Leicester en Inglaterra, Independiente del Valle, como subcampeón de la Libertadores, y lo que hizo el Delfín. Esto último es por la gestión de su presidente y entrenador, con contrataciones acertadas. Ellos lograron unir esa energía de una provincia que pasó desgracias y se levantó.

¿Eso quiere decir que hay otras formas de hacer gestión?

Es mucho mérito del gestor porque superaron a clubes con más recursos. Pero es difícil repetir. Es igual a lo que pasó con el Leicester. La lección es que el fútbol ecuatoriano debería tener un ‘fair play’ económico, que actualmente no existe.

¿Es difícil para clubes pequeños pelear con los grandes?

El fútbol ecuatoriano no es democrático y una muestra de eso es que la historia refleja que ha habido cinco campeones y dos excepciones, que son Dep. Cuenca y Olmedo, que sorprendieron a todos los equipos que estaban acostumbrados a monopolizar el fútbol. Esto no es despectivo, pero es la realidad. Y esto tiene que ver por las diferencias económicas y hasta presiones políticas que se han dado en determinados momentos.

¿Los dirigentes de clubes tampoco han promovido regulaciones financieras ?

La primera faceta le corresponde a la Ecuafútbol para tratar de generar un equilibrio financiero y que haya un ‘fair play’ económico. Y después tenemos que ser los dirigentes los que tenemos que promoverlo. Otro de los que tiene que velar es la autoridad gubernamental, pero lo que han hecho es apoyar a los equipos más ricos. Esto último también es ‘fair play’, equidad y justicia.

La Federación Ecuatoriana de Fútbol anunció un contrato millonario por los derechos de TV. ¿Ahora deberá existir un mejor reparto de dinero?

Poco poco de los términos del contrato, pero se habla de un valor fijo y otro variable. Ojalá ese variable sea significativo. Lo importante es que esos ingresos sean repartidos en base a una ecuación, copiando algún modelo exitoso que pudiera ser el inglés, donde se reparte una parte por igual, otra por mérito, según la ubicación y la otra por rating de TV. Eso sería justo ya que hoy en día es todo a dedo. La repartición deberá ser lo más equitativa posible y en caso que no sea así, sería nefasto para el fútbol ecuatoriano.

¿Cuánto recibió Independiente el año pasado?

USD 1 millón. Y eso siendo cuartos en el torneo local y subcampeones de América, fuimos octavos en recibir dinero por derechos de TV.

Los directivos de los clubes se quejan del arbitraje del campeonato y de decisiones en las comisiones. ¿Esa no es una forma de presionar?

No quiero topar esos temas.

¿Usted tuvo una buena relación con el anterior presidente de la Federación Ecuatoriana de Fútbol y cómo se lleva con el actual titular?

La Federación es el órgano que regula el fútbol nacional y tratamos de tener una buena relación. No estamos contentos con la manera que han tomado algunas decisiones como fueron la adjudicación de derechos de televisión para los próximos años, en donde nuestra opinión jamás fue consultada. También, estamos en desacuerdo con las comisiones, que toman decisiones, representando intereses específicos.

¿Se siente presionado por ganar un torneo local, después que llegaron a la final de la Libertadores?

Sí. Tenemos esa expectativa. Queremos ser campeones ecuatorianos y ahora hemos armado un equipo que va a pelear por el título.

¿Cuánto ganó su club en la Libertadores?

Lo importante es que mostramos un modelo de gestión y ganamos prestigio.

Y en dinero, ¿cuánto?

Tuvimos ingresos cercanos a los USD 10 millones, repartidos así: USD 5 millones en premios por las clasificaciones en etapas y otros por venta de futbolistas. Pero pudo ser más porque se cayó lo de José Angulo. Todo ese dinero se ha invertido y se invertirá en el club.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (10)
No (0)